“Frigerio no respeta un acuerdo”

DIPUTADOS RECLAMAN A NACION POR FINANCIACION DEL ACUEDUCTO AL NORTE

Los diputados del PJ afirmaron que Nación “insiste en someter a La Pampa a un trato discriminatorio” porque ahora no quiere financiar la totalidad de la obra del Acueducto II, como se había acordado en 2003.
Los diputados Espartaco Marín y Ariel Rauschenberger presentaron un proyecto en repudio a la decisión del gobierno nacional de negarse a financiar el 100 por ciento de la construcción del segundo tramo del Acueducto del Río Colorado de Santa Rosa a General Pico, a pesar de un convenio firmado en 2003 que impone a Nación la obligación de fondear la obra.
Los legisladores, junto a otros miembros del bloque PJ, agregaron que la administración nacional al financiar solamente el 67 por ciento de la obra -como señaló el ministro del Interior, Rogelio Frigerio-, por lo que La Pampa debería hacerse cargo del 33 por ciento restante, “insiste en someter” a la provincia a “un trato discriminatorio que tiene como víctima a la población pampeana”.
En la iniciativa, se advirtió que si Nación no financia la totalidad de la obra del Acueducto “se incumple” lo acordado en 2003 por el gobierno de La Pampa y el Estado nacional cuando se ratificó el decreto 419/3 que contempla el apoyo técnico, económico y financiero del gobierno nacional para la construcción del Acueducto II.
En aquel decreto se establece, a partir del artículo tercero, que Nación debe aportar los fondos necesarios para la culminación total de la obra, mediante aportes no reintegrables.
En este sentido, los diputados explicaron que también se evita los alcances de “lo establecido por la Ley Nacional 27.341 de Presupuesto General de la Administración Nacional 2017, aprobado en noviembre de 2016, donde está el financiamiento del segundo tramo del Acueducto desde Santa Rosa a General Pico, que debe asumir totalmente la Nación”, para beneficiar a 16 localidades pampeanas.

Discriminación.
La obra del Acueducto comenzó a construirse a mediados de la década de 1990, para solucionar la falta de agua potable que sufría la provincia. A partir de un acuerdo entre el ex gobernador Rubén Marín y el entonces presidente de la Nación Carlos Menem, Nación financió el primer tramo del Acueducto, desde el río Colorado hasta la capital pampeana. En 2003, Marín acordó con el entonces presidente Eduardo Duhalde que Nación se encargaría de construir la obra.
“El ministro Frigerio no solo no respeta un acuerdo político entre un gobernador y un presidente, sino que además incumple lo que establece la ley de Presupuesto Nacional de 2017 e insiste en someter a La Pampa a un trato discriminatorio, que tiene como víctima a la población provincial”, afirmaron los diputados.
Por otro lado, señalaron que la provincia “fue la jurisdicción que mostró el menor crecimiento interanual en materia de transferencias, con destino a la construcción de obras. La Pampa, desde siempre, ha asumido como política de Estado el respeto a la ley y la defensa de los derechos de sus ciudadanos y de la provincia”.