La Fepamco, muy cerca del acuerdo

Las cooperativas de servicios públicos de nuestra provincia enroladas en Fepamco están dispuestas a otorgar a los trabajadores de Luz y Fuerza el mismo aumento salarial que el Estado provincial dio a sus empleados para el segundo semestre.
Las negociaciones paritarias entre la Federación y Luz y Fuerza Mercedes, el gremio que a nivel nacional tiene la representación total del sector, parecen encaminarse a ese arreglo dejando la puerta abierta para retomar el diálogo el mes entrante, noviembre, una vez que la Administración Provincial de Energía responda el planteo de las cooperativas respecto de las tarifas eléctricas, que requieren un nuevo retoque.
Las entidades solidarias están dispuestas a cumplir el compromiso de sumarse a la pauta estatal, “aún sin conocer el porcentaje de aumento que nos dará APE”, dijeron fuentes seguras a este diario y recordaron que “una vez que se acuerde hay que saber que las cooperativas empiezan a recaudarlo dos meses después”.

Acuerdo.
Se estima que para fines de esta semana podría suscribirse el acta y las cooperativas liquidar la suma fija de agosto (pagada en septiembre) y el primer tramo del 3%. “En eso estamos de acuerdo y es todo lo que podemos pagar y que, como siempre, debemos sacar de algún lado hasta que nos autoricen más tarifas y pasen los dos meses antes de poder cobrarlas”, dijo el vocero.
Desde hace un tiempo, gremialistas y cooperativas han tomado la modalidad de seguir, en La Pampa, la pauta salarial del gobierno con los trabajadores estatales y así se repite en esta ocasión. “Los gremios demandan algo más pero nosotros hoy no podemos, por eso uno de los puntos del acuerdo es volver a hablar en noviembre cuando seguramente la APE ya haya decidido los puntos de porcentaje de ajuste de las tarifas”, indicaron.
Mientras que en Fepamco esperan que suene el teléfono con la noticia tarifaria, pulen el acuerdo. “No vamos a pagar nada hasta no firmar, ya nos ha pasado que arreglamos de palabra y después nos cambian una coma o una palabra y tenemos problemas”, desconfió un veterano dirigente.

Compartir