La Pampa también apoyó a Macri

Macri ganó en todo el este provincial, en los departamentos "sojeros", y alcanzó los 106 mil votos (51,13%) sobre Scioli que llegó a los 102 mil (48,87%). En la capital provincial el FpV se impuso por 36 mil votos a 33 mil de Cambiemos.
El candidato de Cambiemos, Mauricio Macri, se impuso ayer en La Pampa, una provincia de tradición peronista y en la que el PJ es gobierno desde hace treinta y dos años. Macri le ganó ajustadamente en el balotaje a Daniel Scioli del Frente para la Victoria por 106.959 votos (51,13%) a 102.229 (48,87%), escrutado más del 98% de las mesas provinciales. Una diferencia de apenas 4.730 sufragios.
Es la tercera vez que un presidente que no es peronista, gana en la provincia: en 1983 fue Raúl Alfonsín cuando Rubén Marín fue electo gobernador, en 1999 fue Fernando de la Rúa con la Alianza, con la mejor elección provincial del PJ también con Marín; y esta vez, en balotaje, ganó Macri, con Carlos Verna como gobernador electo.
La Pampa fue una de las nueve jurisdicciones en la que se impuso Cambiemos en el país, junto con Ciudad de Buenos Aires y las de la zona núcleo menos Provincia de Buenos Aires: Santa Fe, Entre Ríos y Córdoba. La región pampeana le dio el voto a Macri en el balotaje y La Pampa no fue la excepción.
En el departamento capital Scioli ganó por 36.270 votos (52,2%) por sobre Macri con 33.123 (47,7%). En la ciudad donde el 25 de octubre ganó la oposición con Leandro Altolaguirre como intendente de Propuesta Frepam, no pudo revertir las adhesiones a favor del FpV. Hay que recordar que en la primera vuelta Scioli había logrado 25.405 sufragios y Macri 21.388 mil votos.
En General Pico, el departamento Maracó, Macri ganó por 19.992 votos (53,4%) por sobre 17.389 de Scioli (46,5%). En la primera vuelta Scioli había estado arriba por 12.822 votos (33,9%) sobre 11.049 sufragios macristas (29,2%). En ese sentido, el PJ vernista que esa vez había apoyado también a Sergio Massa, que había logrado el 28,5% de las adhesiones, se volcó por el líder del PRO.

Departamentos.
El voto fue casi similar en la mayoría del territorio pampeano al del 25 de octubre en los 22 departamentos, pero hubo cuatro casos de quienes "saltaron" al otro color Maracó (General Pico), Catriló, Rancul y Limay Mahuida, donde había ganado Scioli y esta vez lo hizo Macri. En Catriló Cambiemos obtuvo 2.723 votos (54,5%) a 2.274 (45,5%); en Rancul logró 3.441 (50,1%) a 3.415 (49,9%) y en Limay Mahuida 161 (52,1%) a 148 (47,9%).
El resto repitió el sufragio del 25 de octubre: el este provincial en su mayoría se volcó con su voto agropecuario y de poblaciones rurales por Cambiemos. De hecho, desde las entidades rurales habían adelantado el apoyo a Macri y su desconfianza con Scioli por su apoyo a las políticas nacionales. De esta manera Macri ganó en los siete departamentos que se había impuesto en la primera vuelta: Realicó (54%), Chapaleufú (54,4%), Quemú Quemú (58,7%), Atreucó (55,2%), la que se puede considerar "la capital macrista de La Pampa", Guatraché (64,1%), Utracán (57%) y Hucal (61%).
En el departamento Capital (Santa Rosa) y en diez departamentos más se impuso Scioli. En el centro en Toay (52,6%),Trenel (56,5%), Conhelo (52,1%), Loventué (54,5%) y en el oeste y sur como Puelén (52,8%), Curacó (64%), Lihué Calel (63,4%) y Caleu Caleu (68,9%), además de Chical-co y Chalileo.

Voto en blanco.
Una cuestión general fue el bajo porcentaje de voto en blanco que hubo en la provincia, como ocurrió en el resto del país. Ante la disyuntiva de dos boletas y de la elección del presidente, los votantes se definieron por una de las dos opciones. Los votos en blanco en La Pampa fueron 2.074 y los nulos 2.956. Entre ambos llegaron al 2,35% de los emitidos. Muy por debajo de las elecciones del 25 de octubre, cuando entre fueron 14.552 (hubo 12.655 en blanco) alcanzando el 6,46% de los sufragios.