Legisladores cobrarán hasta 80 mil pesos

AUMENTO DE SUELDO A DIPUTADOS Y SENADORES

Marino es senador desde 2003, mientras que Verna e Higonet asumieron en 2009. Kroneberger, Alonso (ambos en 2011), Fernández Mendía, Mac Allister y Torroba (desde 2013 los tres) son los diputados.
Los senadores y diputados nacionales que representan a La Pampa en el Congreso podrían percibir hasta 80 mil pesos de sueldo a partir del 1 de febrero, una suma que alcanzarían gracias al aumento del 28,15 por ciento que tendrán todos los legisladores y trabajadores del edificio legislativo.
Según un informe publicado por el diario porteño La Nación, los senadores y diputados nacionales con mayor antigüedad podrán percibir un ingreso de más de 60 mil pesos “de bolsillo”, que corresponde al acuerdo paritario que cerraron los empleados del Congreso el año pasado. Si se suman los viáticos por pasajes aéreos y terrestres, que ascienden a 19.500 pesos y pueden ser canjeados por efectivo, el monto podría elevarse a casi 80 mil pesos.
Ese número corresponde a la suma de las dietas de los funcionarios, sumado a otros ingresos extras como “desarraigo” y “gastos de representación”, menos los descuentos por impuestos, obras sociales, familiares y ganancias.
El informe periodístico destaca que no todos los parlamentarios cobrarán lo mismo, ya que el ingreso bruto varía, entre otras cosas, por la antigüedad en el cargo. De esta forma, el ingreso neto de un legislador del interior (los que viven en la Ciudad de Buenos Aires no perciben el ítem por “desarraigo”) en 2015 crecerá un poco más de 10 mil pesos respecto al año anterior.

Antigüedad.
Los senadores pampeanos tienen más tiempo de antigüedad en el Congreso que los diputados. Juan Carlos Marino (UCR) asumió su cargo en la Cámara Alta en 2003 y fue reelegido en 2009, año en que se sumaron Juan Carlos Verna y María de los Angeles Higonet, ambos elegidos por el PJ.
Marino, Higonet y Verna figuraron entre los legisladores nacionales que hicieron uso del canje de pasajes por dinero. De esa forma, vieron incrementar sus ingresos en el año 2012 y la primera mitad de 2013, según consignó la Organización No Gubernamental (ONG) Poder Ciudadano en un informe publicado en el mes de mayo del año pasado.
El radical y la kirchnerista figuraron entre los que canjearon entre el 75 y el 100 por ciento de los pasajes aéreos y terrestres que el Estado les asigna para que cumplan con sus tareas de representantes viajando a sus distritos o a otros. Verna está entre los que canjearon entre el 50 y el 75 por ciento de los mismos.
Entre los diputados (ocupan sus bancas por cuatro años mientras que los senadores por seis), Daniel Kroneberger (UCR) y María Luz Alonso (PJ) están desde 2011 mientras que en diciembre de 2013 asumieron Gustavo Fernández Mendía (PJ), Carlos Mac Allister (PRO) y Francisco Torroba (UCR).

“Desarraigo”.
Hasta diciembre de 2014, los diputados y senadores con más antigüedad llegaron a cobrar casi 50 mil pesos en mano y un sueldo bruto cercano a los 58 mil. En tanto, los “gastos de representación” seguirán en los 10 mil pesos, la misma cifra que mantienen desde 2013 y que tampoco fue ajustada el año pasado.
No obstante, el plus por “desarraigo” que reciben aquellos funcionarios que tienen su residencia a más de 100 kilómetros del Congreso sí aumentará este año. Mientras que en 2014 el valor de este rubro había sido fijado en 8.300 pesos, a partir de febrero próximo se elevará a más de 10 mil, un 20% más aproximadamente.
Cuando se publicó el trabajo de Poder Ciudadano, Marino dijo que “no hay nada raro” ni tampoco “nada que ocultar” en relación al canje de pasajes por dinero. En diálogo con Radio Noticias, el ex intendente de Miguel Riglos afirmó que el dinero que canjea lo utiliza para pagar el gasoil que usa en su vehículo particular en los viajes a Buenos Aires o bien para ayuda social a estudiantes o a personas enfermas que son derivadas a la ciudad capital.
“Con este tema no hay ninguna manganeta ni nada raro. Cada diputado y cada senador tiene cupo de pasajes y puede usarlos o canjearlos, en mi caso los canjeo para pagar el gasoil porque viajo siempre en mi camioneta, pero otra parte importante se destina a ayudar a estudiantes o a enfermos que el Sempre deriva a Buenos Aires”, indicó Marino en ese momento.

Descuentos y choferes.
Los descuentos que perciben los legisladores también son muy elevados. El impuesto a las Ganancias (que entra en la máxima categoría con un descuento del 35 por ciento), más obras sociales y otros impuestos suman más de 20 mil pesos.
Pero a la dieta de los legisladores se le suma una serie de “beneficios” que incrementan sus ingresos. Entre ellos, los viáticos adicionales, que llegan a los 19.500 pesos, según publicó el matutino. Los funcionarios reciben 20 tramos aéreos y 20 terrestres. Estos últimos tienen un valor de 285 pesos y los aéreos de alrededor de 640, que, en caso de no utilizarlos, pueden canjear en efectivo. De ser así, el ingreso percibido llegaría a los 80 mil pesos y, de alguna manera, les sirve para recuperar lo que pierden en ganancias.
Otro beneficio es la amplia flota de automóviles (unos 70 vehículos, prácticamente uno por cada legislador) conducidos por choferes con viáticos incluidos. La Cámara alta tiene una flota de entre 60 y 70 autos, casi un vehículo por senador (son 72 en total). Mientras que en la Cámara baja el número de automóviles llega a 60 para todo el cuerpo (son 257 miembros), y solo algunos legisladores (jefes de bloque y presidentes de comisiones importantes) cuentan con un vehículo con chofer asignado.