Maquieyra denunció una agresión. Video lo desmiente

EN CAMPAÑA ELECTORAL

El legislador nacional estuvo el viernes en Miguel Riglos en un acto de campaña organizado por el senador Marino y allí dijo que en el peronismo pampeano “están desesperados, nerviosos”.
La campaña electoral de cara a las elecciones legislativas del domingo 22 de octubre subió de tono en la provincia. Al menos en las declaraciones porque el actual diputado nacional y candidato de Cambiemos Martín Maquieyra denunció públicamente que fue “agredido” por militantes del Partido Justicialista.
Ayer, Maquieyra salió en distintos medios de la provincia y grabó un video que subió a su cuenta de Facebook y a otras redes sociales asegurando que el viernes, durante el acto oficial donde se inauguró una refinería en 25 de Mayo, recibió “agresiones” al igual que su compañera Laura Trapaglia.
Sin embargo, con el transcurrir de las horas comenzó a circular un video con imágenes del momento señalado por Maquieyra y allí no se observa ninguna agresión física. Sí un fuerte reclamo de algunas personas por el papel que cumple el gobierno nacional en la polémica de La Pampa con Mendoza por la obra Portezuelo del Viento.
En las imágenes se obseva que cuando llega Maquieyra un puñado de militantes del PJ se acerca y una joven le muestra una remera con la inscripción “No a Portezuelo”.
“Nos estás entregando, ¡traidor, traidor! Nos van a secar todos los ríos y vos públicamente lo apoyás”, le dice un hombre, que habla cara a cara con el diputado (en ese momento no se escucha el audio) pero en ningún momento se observa un hecho de agresión como afirma el diputado. Incluso el resto de la comitiva que llegó con el legislador piquense sigue caminando con tranquilidad hasta que entran al predio y los manifestantes se dispersan pacíficamente.

“Agresiones y empujones”.
“Hola, soy Martín Maquieyra, diputado nacional, y les quiero contar algo que me pasó y que no se lo deseo a nadie”, comienza el video que grabó Maquieyra tiene una duración de 1.14 segundos. “Nos invitaron al acto de inauguración de una refinaría y allí nos encontramos con militantes del vernismo. Sé que son ellos porque fueron exactamente los mismos que fueron a recibir al gobernador Carlos Verna al aeropuerto. Primero me dieron un panfleto con las propuestas de Ariel Rauschenberger, el cual acepté sin problemas”, señaló el piquense mientras despliega un papel de la campaña proselitista que realiza el PJ.
“Inmediatamente comenzaron a insultarnos, a agredirnos, a empujarnos. Estaban con sus banderas, sus bombos…”, afirma. “Y a Laura Trapaglia también la violentaron. Nos amenazaron. Y la verdad que esto es parte de la Argentina que no queremos, es el pasado”.
Enseguida el legislador macrista desafió: “Si pensaron que con esto nos iban a asustar les decimos que no nos van a parar, todo lo contrario, no vamos a bajar los brazos porque esto no es La Pampa en la que queremos vivir. Esta es la provincia del diálogo y el consenso”, dice Maquieyra en el clip en una tónica muy similar a los discursos públicos que el macrismo impuso desde su aparición en la escena política.

“Desesperados”.
El diputado ya había adelantado algo de esos hechos que relata en el video durante un acto de campaña el viernes por la noche en Miguel Riglos, organizado por el senador radical Juan Carlos Marino.
“Enfrente tenemos a los mismos que hace 34 años dicen que La Pampa está bien. Están desesperados, nerviosos. Cuando estuvimos en 25 de Mayo nos agredieron, pero a esas agresiones nosotros respondemos con más trabajo. Esto no es por un candidato, es por sus hijos, sus nietos, sus padres. Todos juntos vamos a poder cambiar esta provincia”, aseveró Maquieyra el viernes.

“Más radicales que nunca”.
El club Unión de Miguel Riglos fue el lugar donde unas 400 personas escucharon el viernes a Maquieyra, a Marino y a Gloria Cazanave. Estuvieron concejales, legisladores provinciales e intendentes radicales, además de representantes de las distintas fuerzas que componen Cambiemos.
“El radicalismo está más vivo que nunca, a diferencia de lo que algunos quieren hacer creer, con miles de concejales, cientos de intendentes, gobernadores y legisladores a lo largo y ancho del país. Cambiemos es un espacio que nos aglutina, pero no por eso vamos a dejar de ser radicales o de querer a (Ricardoo) Alfonsín, por el contrario, tenemos que ser más radicales que nunca y aportar a los mejores hombres y mujeres”, resaltó Marino.
Y agregó: “El resultado de las PASO fue una gran victoria de todos, la sociedad nos pide que quienes creemos que se puede gobernar trabajemos juntos. Pero debemos redoblar los esfuerzos y no confiarnos en que el último resultado se mantendrá solo, hay que acercarle el oído al vecino. Este es el primer paso para cambiar la historia de La Pampa”.