“Nación debe recuperar rol coordinador”

LA CASA DE GOBIERNO SOLICITO LA "INTERVENCIÓN" DE MACRI EN EL CONFLICTO DEL ATUEL

El gobierno de La Pampa ratificó ayer que continuará con la demanda judicial impulsada en 2014 contra Mendoza por el corte del río Atuel y cuestionó duramente la inacción de las autoridades nacionales “que no han querido cumplir con el papel” que deben tomar para que las provincias avancen en un uso compartido de las aguas del río interprovincial.
“Nuestro gobernador como siempre apuesta al diálogo pero defendiendo los derechos de los pampeanos al solicitar al presidente Mauricio Macri que convoque una reunión entre las provincias y Nación, porque si bien la demanda sigue en la Corte Suprema es importante que hoy como siempre se apueste al diálogo para solucionar los conflictos”, dijo el secretario de Recursos Hídricos, Javier Schlegel.
De esa forma, el funcionario destacó la decisión del gobernador Carlos Verna de enviar al presidente Macri y a la canciller Susana Malcorra diversas notas para que intervengan en forma “urgente” en el conflicto por el corte de las aguas del río Atuel, que mantienen desde hace años La Pampa y Mendoza.
Al ser consultado por LA ARENA, el secretario Schlegel fue duro con la actitud del gobierno nacional, al advertir que “debería recuperar su rol de coordinador de las gestiones entre las provincias y convocar de una vez por todas a ambos gobernadores para dialogar y trabajar en conjunto, porque en este conflicto, no ha querido cumplir con el papel que le compete y el cual determina la Constitución Nacional”.

Convenio.
La carta enviada por Verna a Macri, solicitando su intervención, surgió a partir del pronunciamiento de Naciones Unidas a favor de La Pampa en el reclaro por la reactivación del río. El pronunciamiento también generó un fuerte impacto en Mendoza, donde la vicegobernadora Laura Montero propuso reactivar el convenio firmado en 2008 entre ambas provincias y Nación, y que fue aprobado por la Legislatura de La Pampa pero rechazado en Mendoza.
“Más que un acuerdo de obras es importante recalcar que la primera idea base es trabajar en equipo para solucionar la problemática, y para esto se debe formar el comité de cuenca del Atuel que es el ámbito y el lugar donde se discute el manejo integral del río, qué obras realizar y en qué provincia”, explicó Schlegel.
Agregó que un comité servirá también para que las autoridades nacionales, pampeanas y mendocinas puedan intercambiar información y que “se haga un monitoreo sobre el comportamiento de la cuenca, además de establecer caudales mínimos y usos compartidos. Esta simple mesa de trabajo que decida sobre la cuenca, es lo que solicita La Pampa en la demanda presentada ante la Corte Suprema de Justicia”.

Mendoza.
Montero destacó que en el borrador original del convenio la principal propuesta es la impermeabilización de la canalización de la red primaria, para evitar que el agua que sale del dique y va a la finca se filtre y se pierda. Según explicó, este problema se da luego de la construcción del dique El Nihuil en 1947, cuando se produce el primer corte del Atuel. Además, proponen la construcción de un acueducto entre Carmensa y La Puntilla, la creación de aforos, que sirven para medir el agua y contribuyen a su optimización, y mejoras en el riego de las fincas, como el sistema por goteo.

“Se está violando un derecho humano”.
En pleno receso legislativo, el diputado Eduardo Tindiglia (FpV) recorrió durante la semana el complejo hidroeléctrico Los Nihuiles desde Mendoza y advirtió que es “inaceptable” que la vecina provincia “utilice el cauce de un río inteprovincial como el Atuel con absoluto desprecio por las consecuencias que repercuten en La Pampa, que deje correr el agua cuando le sobra y que la retenga cuando le falta, o que la utilice para el turismo, cuando los pampeanos la necesitamos para sobrevivir”.
“Cada temporada alta de turismo en Mendoza, va a poner en riesgo a la gente del oeste pampeano. Luego en su necesidad de regar viñedos, la sequía regresa para La Pampa. Ese incumplimiento de obligaciones tiene que cesar, Nación debe resolver el conflicto en forma urgente y hacer cumplir la regulación interprovincial del Atuel”, agregó el legislador kirchnerista de Nuevo Encuentro.
En su recorrida, Tindiglia conversó con los puesteros más afectados por la crecida del río, y junto a ellos constató que el agua llega a los patios de las viviendas, corrales de animales y caminos rurales. Al cuestionar la decisión de Mendoza de soltar agua sin aviso a La Pampa, el legislador contó que visitó los puestos de distintas familias donde el agua avanza a las viviendas y advirtió su “preocupación sobre el aumento de las napas que trae derivada la inundación cercana a las viviendas”.

Gatica.
En Santa Isabel, Tindiglia se reunió con el viceintendente Cristian Echegaray y en Algarrobo del Aguila con el intendente Oscar Gatica. “Me llamó la atención que el Comité de Crisis no esté integrado también por el intendente de Algarrobo del Aguila, dado que su zona es la que mayor riesgo corre y que siendo la máxima autoridad de esa localidad conoce muy bien el día a día, por lo que sería un aporte muy valioso”, dijo.
Acompañado por la militante Silvia Viglianco, que integró la Asamblea por los Ríos Pampeanos, manifestó que “el impacto que produce la falta de agua fluvial es invaluable con sus consecuencias económicas, sociales y culturales. Los puesteros sobreviven como pueden y hoy se visibiliza la necesidad de delinear políticas públicas que puedan integrar a los afectados, salvaguardando su integridad personal y sus planes de vida, así como la de sus familias”.

Crecida y asistencia.
El director de Políticas Hídricas, Gastón Buss, informó ayer que “en el transcurso de la semana el río experimentó un aumento de más de 40 centímetros de altura en el puente de Vinchuqueros, con caudales que pasaron de los 8 a los 15 metros cúbicos por segundo”. Añadió que “este agua ingresa a la provincia y hace que el río avance aún más en el territorio, y en este sentido estamos haciendo un seguimiento continuo a la par de los pobladores de la zona de cómo se comporta el agua en cada sector de los bañados, analizando puesto por puesto para saber cuáles son las necesidades al respecto”.
El funcionario informó además que se está trabajando de manera concreta en la asistencia para las necesidades de personas que así lo requieran, como fue el caso de “Don Amaya”, quien “hoy en día vive en su puesto completamente aislado por el área de bañados del río”, por lo que “se lo proveyó de un bote, mercadería, agua, un equipo de comunicación y alimento para sus animales”.

“Furor” en vacaciones.
Mientras La Pampa aglutina cada vez más fuerzas en su reclamo por el Atuel, en el sur mendocino celebran una temporada invernal a puro éxito gracias al cauce del río, que después de cinco años volvió a recibir agua para las vacaciones y su utilización para la práctica de actividades náuticas “fue un furor” entre los visitantes,
“Tras cinco años, el agua en el Atuel en vacaciones hizo furor entre los visitantes”, es el título de una nota de Diario San Rafael, que se publicó ayer. “Pasó mucho tiempo en que el río Atuel no fluyó por su cauce en época de vacaciones de invierno. Este año se volvió a dar una suelta para el receso invernal (gracias a la buena acumulación nívea y los altos niveles de reserva en los diques) y ha sido uno de los ‘platos fuertes’ que ha presentado San Rafael para los visitantes”, destaca la nota del medio mendocino.
Se agrega que este año los turistas llegaron “en masa” a esas costas. “Desde hacía cinco años que no se podía erogar para las vacaciones de invierno, por lo que la llegada del agua fue un gran aliciente para los prestadores y los turistas, quienes -desafiando las bajas temperaturas- llegaron en masa hasta las costas del Atuel para practicar y disfrutar de las actividades acuáticas, aunque la más buscada sigue siendo el rafting. Los buenos rendimientos que viene teniendo el turismo esta temporada muestran a las claras el crecimiento que ha tenido San Rafael como destino, y que -cuando se le suman las actividades acuáticas- todavía puede potenciarse mucho más”, se destaca, siempre poniendo el eje en el río, que es de carácter interprovincial pero que es manejado unilateralmente por la provincia vecina.

Compartir