Pampeanos, por cuarta vez a las urnas

SE VOTA EN LAS MISMAS ESCUELAS QUE EN OCTUBRE

Por cuarta vez en el año, los pampeanos concurrirán hoy a votar para dilucidar en segunda vuelta (o ballottage) qué fuerza gobernará el país a partir del 10 de diciembre. Son 274.152 los empadronados que pueden sufragar entre las 8 las 18 horas en las mismas escuelas que lo hicieran el 25 de octubre y en las PASO del 9 de agosto.
En el calendario electoral 2015 de La Pampa, a estos comicios de agosto y de octubre debe sumarse la interna en el PJ y Propuesta Frepam del mes de julio, aunque revestían carácter de voluntaria.
Hoy sí es obligatorio el voto, salvo para aquellos ciudadanos mayores de 70 años, acto cívico que será simple habida cuenta que solamente habrá una sola categoría en juego (la fórmula presidencial) y dos opciones (Frente para la Victoria y Cambiemos).
La capital pampeana es la localidad que mayor número de empadronados en La Pampa (88.648), luego están General Pico (48.713), General Acha (11.317), Toay (10.589), Eduardo Castex (8.637), 25 de Mayo (6.926) y Victorica (5.326).
El documento habilitado para emitir el voto es el que figura en el padrón o el último recibido por el ciudadano.
A diferencia de los comicios anteriores, esta segunda vuelta no tuvo la intensidad de campaña que en octubre. Obviamente, entonces también estaban en juego los cargos locales y provinciales, que traccionaron a la militancia y le dieron color y sonido a la política lugareña.
Esta vez los actos masivos no existieron, sí algunas manifestaciones propagandísticas focalizadas en las principales arterias de las localidades pampeanas, con cotillón y cartelería, en el mejor de los casos.

Resultados en octubre.
Para tomar una referencia de lo ocurrido en la elección anterior de octubre, la primera vuelta, en La Pampa los guarismos fueron los siguientes: el Frente para la Victoria obtuvo 79.963 votos (el 37,94 por ciento) y Cambiemos consiguió 70.783 votos (el 33,59 por ciento).
El frente UNA (de Sergio Massa), sector del que ahora los dos contendientes pretenden conseguir para sí la mayor cantidad de voluntades en las urnas, consiguió 45.465 votos (el 21,57 por ciento).
Más allá de la cuestión lugareña, que por su poca significación en cantidad de votos no incidirá en el resultado nacional, es importante tener en cuenta los datos de la totalidad del territorio argentino.
En la primera vuelta, la fórmula Scioli-Zannini consiguió 9.002.242 votos, Macri-Michetti obtuvo 8.383.610 votos y la tercera fuerza (UNA) consiguió 5.211.705 votos.

Datos provisorios.
Se estima que para las 19.30 se comenzarán a difundir datos de las primeras mesas a nivel país por parte de la justicia electoral federal, lo que se irá renovando cada cinco minutos para llegar a las 22.30 con un resultado provisorio que indique quién será el próximo presidente de la Nación a partir del 10 de diciembre.
Por tratarse de una sola categoría (presidente y vice) y dos opciones (Frente para la Victoria y Cambiemos) para los electores, se sobrentiende que el trabajo de las autoridades de mesas será expeditivo. “No hay que sacar conclusiones apresuradas”, advirtieron desde la Cámara Nacional Electoral, en alusión a que los primeros datos pueden ser variables en cuanto a la fuerza predominante cuando sólo se haya contabilizado una pequeña parte de las mesas habilitadas.
Para evitar contratiempos, las autoridades electorales, y al igual que lo ocurrido en la elección de octubre, dispusieron la creación de un cuarto oscuro adicional bajo llave en los centros de votación (para abastecer de votos a las mesas en caso de que desaparezcan), la modificación de la nota del Correo sumado a la instalación de un sistema de GPS a los vehículos de transporte de urnas y el reemplazo de los tradicionales telegramas con un escrutinio provisorio por papel autocopiado para la impresión y confección de las actas, para evitar problemas en la transcripción de los resultados.
Las autoridades de mesa están instruidas para realizar inspecciones en el cuarto oscuro como mínimo una vez cada diez votantes, a fin de monitorear si hay cantidad suficiente de boletas de cada una de las fuerzas políticas y reponer en caso de faltantes.