Preocupación por la falta de presupuesto

ENCUENTRO UNIVERSITARIO

La Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam) participó del encuentro realizado en Bariloche en el cual se reunieron representantes de todas las universidades patagónicas y de los gobiernos provinciales con el objetivo de acordar una estrategia de desarrollo unificada para la educación superior en toda la región. En dicho cónclave también se abordó la preocupación por la falta de presupuesto.
El encuentro sirvió también para reflotar el Consejo Regional de Planificación de Educación Superior de la Región Sur, que estaba desactivado desde 2013. Participaron representantes de todas las universidades públicas de La Pampa, Río Negro, Neuquén, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, más el Instituto Universitario Patagónico de las Artes (de General Roca) y la Universidad Tecnológica Nacional, que tiene cinco subsedes en la región, según informó el diario Río Negro. También estuvo invitada la Universidad de Flores, que tiene presencia en Cipolletti.
El rector de la Universidad Nacional de Río Negro (UNRN), Juan Carlos Del Bello, dijo que la confluencia de esfuerzos “es muy importante”, pero también indicó que son grandes las dificultades por la extensión territorial. “Para venir desde Tierra del Fuego tienen que pasar por Buenos Aires y cuesta más que viajar a Miami”, resaltó.
Por su parte, el decano del Centro Regional Bariloche de la Universidad Nacional del Comahue, Víctor Báez, lamentó que “las partidas de ciencia y técnica de las universidades están congeladas desde hace cinco ó seis años”. Y agregó que en el Comahue tienen la oportunidad de aportar tierras para laboratorios y sedes “pero lamentablemente no se acompaña con presupuestos”, a pesar de que esa infraestructura es indispensable “para completar la formación de grados y posgrados”.
Del Bello, en tanto, señaló que las universidades patagónicas deben lidiar con “la mirada aporteñada de las situaciones regionales”. Dijo que “reunirse es ya un triunfo” y el propósito es coordinar acciones, complementarse y “articular” acciones con los gobiernos de cada provincia “que tienen a su cargo la educación secundaria y los institutos terciarios”.