UCR-Cambiemos ya tiene cuatro precandidatos a diputados

ELECCIONES PASO

El ex diputado provincial Darío Casado también se anotó como precandidato en el marco de la alianza Propuesta Frepam Cambiemos, y ayer le dijo a este diario: “ya estoy juntando los avales. Creo que tengo derecho a presentarme, tal como lo anuncié hace tiempo y eso es lo que voy a hacer”.
La famosa lista de unidad que proponían algunos dirigentes del radicalismo y del macrismo provincial, parece haber volado por los aires. De entrada nomás los que dijeron que participarían de las PASO son Francisco Torroba y Martín Berhongaray, por el lado de los radicales. Aunque el ex intendente se mostró molesto por las intenciones del joven diputado provincial, Berhongaray ratificó que será precandidato.

Enojo de “Poli”.
Otro que se enojo, y mucho, fue el presidente del Comité Provincia, Hipólito Altolaguirre, pero no alcanzó para bajar las pretensiones de los dos. El dirigente se mostró muy enojado porque una de las reuniones de los últimos días -para tratar de compatibilizar un acercamiento- se extendió hasta las 3 de la mañana. No obstante Torroba y Berhongaray se mostraron inflexibles, hasta ahora.
Pero no solo eso. Porque el macrismo -que pretendía sí o sí lista única, aún cediendo el primer lugar a un postulante de la UCR- ante ese panorama tiene plantado -por lo menos hoy- como precandidato a Martín Maquieyra. El joven legislador es ahora mismo el hombre de Propuesta Frepam, si no se consigue el acuerdo dentro del radicalismo en la semana venidera. ¿Mac Allister? Hoy la está balconeando desde afuera, y esperará los acontecimientos.

Casado sí.
Pero por si faltaba algo ahora es Darío Casado quien, ante una consulta de LA ARENA, manifestó que sigue con su primigenia intención: “Voy a ser candidato. Tengo derecho, estoy juntando los avales y me voy a presentar”, ratificó.
Como se ve, la lista de unidad entre radicales y macristas está cada vez más lejana. Pero se sabe, en política toda alquimia es posible y algo puede cambiar en las próximas horas. Sólo habrá que esperar.