Un tornado pasó por Luan Toro

Un temporal de viento y agua afectó a gran parte del oeste pampeano. Tal como lo anticipó el Servicio Meteorológico Nacional, durante el transcurso del sábado, la tormenta fuerte también se vivió en Santa Rosa.
Varias regiones de la provincia fueron azotadas por lluvias y ráfagas de viento intensas durante la tarde de ayer. El suceso más llamativo se registró en la localidad de Luan Toro, donde los vecinos vivieron el paso de un tornado. Afortunadamente no se registraron daños mayores ni personas heridas. En Santa Rosa, según el Servicio Meteorológico Nacional, las ráfagas de viento fueron de 76 kilómetros por horas y cayeron 7,6 milímetros. El pronóstico del clima para la mañana de este domingo es de nubosidad variable, con probabilidad de lluvias o tormentas, algunas fuertes, con vientos regulares o fuertes del sector sur con ráfagas disminuyendo a moderados. Para la tarde, el cielo estará parcialmente nublado. Se esperan vientos leves del sector este. Desde el SMN habían emitido ayer dos alertas para La Pampa y para la región.

Tornado y siniestro.
Una fuerte tormenta de viento, lluvia y granizo afectó a varias localidades del oeste pampeano. El fenómeno meteorológico desparramó abundante agua y piedras sobre Luan Toro. Suly Matos viajaba junto a su marido cuando visualizaron la cola de un tornado. La mujer describió a LA ARENA que “se comenzó a mover una nube, subía y bajaba, como si quisiera hacer tierra. Nos dio miedo” y agregó que en ese entonces “el clima se puso muy frío. Tuvimos que detener la marcha y ponernos bajo unos árboles porque comenzó a caer piedra”, sostuvo Matos quien
publicó las imágenes del suceso en las redes sociales. En Telén y La Pastoril, como consecuencia de las inclemencias climáticas, el gobernador del Pueblo Ranquel, Carlos Campú, protagonizó un siniestro vial mientras viajaba con su hijo en una camioneta F-100 rumbo a Victorica a un encuentro de comunidades indígenas. Entre La Pastoril y Telén, su vehículo se despistó como consecuencia de las fuertes ráfagas y volcó, dando al menos un tumbo. Los ocupantes salieron ilesos.

Sin urgencias.
Pese a las características de la tormenta, desde el cuartel de bomberos informaron que no recibieron ningún llamado ni denuncia por parte de vecinos. Sin embargo, hubo llamados de ciudadanos que informaron a esta redacción sobre la pérdida de artículos del hogar, entre ellos televisores, decodificadores y heladeras, a causa de las descargas eléctricas ocasionadas por la tormenta.