“Un triunfo de todos los pampeanos”

EL PROCURADOR DESTACO EL ROL DE LOS REPRESENTANTES PROVINCIALES EN LA AUDIENCIA DE JUNIO

El funcionario reveló que ni bien se conoció la decisión de la Corte, el gobernador Verna y sus colaboradores comenzaron a estudiar el fallo y sus implicancias. “Ya estamos trabajando para que esto se cumpla en los plazos definidos”, remarcó.
Para el procurador general de Rentas de la provincia, Hernán Pérez Araujo, la cohesión que mostró La Pampa en la audiencia pública y de conciliación del 14 de junio en la Corte Suprema, fue un paso clave para convencer a los jueces de la legitimidad del reclamo pampeano por el corte del río Atuel. La orden de determinar un caudal ecológico que ingrese en nuestra provincia “es un triunfo de todos los pampeanos”, consideró.
En declaraciones que ayer difundió la Dirección de Prensa de Casa de Gobierno, el procurador de Rentas reflexionó sobre el fallo emitido el viernes por la Corte Suprema en la demanda entablada por La Pampa contra Mendoza por el río Atuel, un planteo judicial que tuvo su pico de intensidad en la audiencia pública y de conciliación del 14 de junio, donde las partes mostraron sus argumentos.
“Creo que las posiciones volcadas allí fueron claras”, evaluó Pérez Araujo. “La de La Pampa, por su lado, planteando cabalmente que este reclamo es de toda una provincia, de toda una comunidad, en defensa del ambiente y del derecho humano al agua; y la de Mendoza, por otro, con una visión sesgada y economicista, planteando un derecho de apropiación de un recurso que, como bien lo dice la Corte ahora, es, como parte del ambiente, de pertenencia comunitaria, de uso común e indivisible”.
“Mendoza siempre puso énfasis en que no hay oferta hídrica. La Corte, dando por probada la desertificación del territorio pampeano, entiende que la demanda de agua en condiciones de reparar el ecosistema de nuestro oeste, excede incluso los límites geográficos e institucionales, siendo un deber no solo de las provincias sino del Estado Nacional asegurarlo”.
Para Pérez Araujo, la importancia de la audiencia de junio para arribar a esta resolución “ha sido mayúscula”. El hecho de que hayan estado presentes todas las fuerzas políticas de nuestra provincia, oficialismo y oposición, “fue una demostración no solo de fuerza, sino también de cohesión política en la temática, que es una cuestión de Estado fortalecida además por la presencia de los ex gobernadores” -v.g., además del actual gobernador Carlos Verna, también estuvieron allí Rubén Hugo Marín y Oscar Mario Jorge-.
“Más allá de las cuestiones jurídicas, la presencia y el discurso del gobernador en la audiencia fueron elocuentes. Recordemos que le dijo, no solo a los miembros de la Corte sino a toda la Nación, que a La Pampa le robaron un río. La vehemencia de esas palabras quedó vibrando, y de algún modo, hoy se ven reflejadas en el fallo: la Corte nos está restituyendo el río robado”, valoró el procurador.

Testimonios y video.

Además de las exposiciones del gobernador Verna y del fiscal de Estado, José Alejandro Vanini, también fueron “importantísimas” las intervenciones de los amigos del tribunal, de los intendentes, de los técnicos de la Universidad Nacional de La Pampa y sobre todo, de las comunidades originarias. “Especialmente cuando habló Carlos Campú, creo que desde los miembros de la Corte hasta la propia delegación mendocina entendieron de qué se trataba el reclamo pampeano”, sostuvo el funcionario.
Además, y eso también fue resaltado por la Corte, el rol que desempeñó el video “Crónicas de un río Robado” fue fundamental. “El tribunal da por acreditado el daño al ecosistema pampeano, en gran medida, por la fuerza de las imágenes”, repasó Pérez Araujo. “En el momento en que se proyectó, aún para quienes lo habíamos estudiado y visto muchas veces, la situación que generó en el recinto fue de una emocionalidad central. Esto debe ser sentido además de comprendido”.

Fallo repentino.

“Es un fallo que esperábamos, aunque tal vez no tan pronto”, confesó Pérez Araujo. “La Corte se ha puesto en un rol ordenatorio, nos manda a trabajar para solucionar el conflicto, toma un rol de cooperación, control y monitoreo de todo lo que hagamos en el futuro, pero con un caudal escurriendo en nuestro territorio que deberá ser garantizado en forma permanente. Este es el gran triunfo pampeano”.
“Ahora hay que trabajar en la CIAI (Comisión Interprovincial del Atuel Inferior), ponerla en funcionamiento de manera inmediata junto con Mendoza y la Nación, para elaborar el programa de ejecución de obras que la Corte nos pide con sus costos”.