“Una cachetada para La Pampa”

MENDOZA USA AGUA DEL RIO INTERPROVINCIAL PARA EL PETROLEO

La Fundación Chadileuvú se expresó “en contra del fracking” y de la utilización del agua del Atuel para la extracción de hidrocarburos, como sucede en Mendoza.
El presidente de la Fundación Chadileuvú, Héctor Gómez, aseguró ayer que la utilización que hace Mendoza sobre el agua del río Atuel para la explotación de hidrocarburos “es una cachetada para La Pampa” porque “no hay agua para nuestra provincia y la usan para hacer fracking”.
“En la fundación, estamos totalmente en contra del fracking, en el sentido que debe haber un estudio de impacto ambiental muy importante antes de esa práctica”, dijo Gómez y agregó que “las experiencias en muchos lugares generaron problemas de pequeños sismos, inestabilidad del suelo y contaminación”.
“El fracking es una técnica sobre la que no se tiene suficiente experiencia, porque es reciente, y donde más se hizo más se sintieron las consecuencias. Para autorizar el fracking en Argentina debe haber un estudio ambiental importante y no se debe utilizar el agua del río Atuel terminantemente”, explicó.
De esa forma, Gómez opinó sobre la decisión del gobierno de Mendoza de usar agua del río Atuel para extraer hidrocarburos por el sistema fracking en Vaca Muerta, en el yacimiento Puesto Rojas, en el Sosneado y Malargüe, localizado a pocos metros del cruce entre las rutas 40 y 222 y muy cerca del río Salado.
Todas las actividades de extracción de petróleo y gas no convencional bajo la técnica experimental denominada fracking (fractura hidráulica) requieren la utilización de grandes cantidades de agua. Mendoza comenzó a realizar esa práctica desde el 31 de julio de este año en zonas aledañas a los afluentes del río Atuel.
Los trabajos ya han comenzado con el visto bueno del Departamento General de Irrigación de Mendoza. Las perforaciones son de 1.900 y 2.500 metros con un alto consumo de agua, estimado en 2.500 metros cúbicos (420 metros cúbicos para cada fractura).
La decisión del gobierno mendocino también generó reacciones críticas desde distintos sectores ambientalistas que presentaron recursos de amparo para detener la producción. Los reclamos fueron presentados por la Federación Argentina de Espeleología, los regantes del río Atuel y distintas asambleas de aquella provincia.

“Cachetada”.
“Todo el agua que use Mendoza para un fin como el fracking es una cachetada para La Pampa, porque resulta que no hay agua para nuestra provincia y la van a utilizar en parte para hacer fracking. Es una cosa increíble, porque hablamos de un uso para la industria petrolera que no está considerado sobre el uso del río interprovincial”, dijo.
Además, Gómez resaltó que “estamos en contra de que los derechos pampeanos sobre las aguas del Atuel, sean ignorados y están tomándose (en Mendoza) el atrevimiento de usarlas para fines que no planteó la Corte Suprema de Justicia de la Nación”.
Siguiendo en esa línea, planteó la necesidad de que el gobierno provincial realice una presentación para pedir informes a Mendoza sobre el uso de agua del Atuel para la extracción de petróleo. “Es importante que se aclare el tema, y eventualmente deberá analizar, si eso se confirma, las medidas a tomar”, explicó.
Por último, insistió en que desde la Fundación Chadileuvú “estamos totalmente en contra de la utilización de agua del río Atuel en el fracking”.