Una condena en suspenso por un robo

El juez de audiencia Gastón Boulenaz, condenó a Sergio Leonardo Seitz a tres años de prisión de ejecución condicional por ser autor material y penalmente responsable del delito de robo calificado por escalamiento como delito continuado. Le impuso, como regla de conducta durante tres años, la obligación de fijar domicilio y someterse al control del Ente de Políticas Socializadoras.
El legajo se inició a través del procedimiento de juicio directo y concluyó con un juicio abreviado convenido entre el fiscal Facundo Bon Dergham, la defensora oficial Paula Arrigone y el propio imputado, un empleado municipal de 44 años, quien admitió la autoría del hecho. Quedó probado que Seitz sustrajo del interior de un galpón de la calle Cervantes “diferentes repuestos de vehículos, entre ellos un diferencial, discos de freno, sistema de amortiguación, un tren delantero, una caja antivuelco y un paragolpes; además de una exprimidora de jugo y una frapera de acero”.
Todo ello fue perpetrado “mediante diferentes ingresos a dicha propiedad, previo saltar un tapial perimetral de 2,30 metros, efectuado su ingreso desde las instalaciones del taller metalúrgico de la Municipalidad de Santa Rosa, lindante al predio y lugar de trabajo del imputado”.
Seitz se apoderó de varios de esos objetos mediante maniobras de corte con una amoladora, siendo sorprendido por la policía mientras intentaba sustraer otro diferencial. También se le hallaron en su poder los otros objetos robados durante un allanamiento a su domicilio. Los actos delictivos fueron cometidos en diferentes momentos.

Compartir