Una multitud con el campeón

El sol caía despacio. La temperatura bajaba y aliviaba la tardecita santarroseña. Un lunes como cualquier otro. Menos para varios. Mientras la noche se avecinaba, sobre la ruta nacional 35, frente a la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam), niños, niñas, mujeres con bebés en brazos, muchachitos y hombres de todas las edades esperaban ansiosos.
Casi todos vestidos con alpargatas, bombachas de campo y boinas. Sobre ambas banquinas los autos y las camionetas. Los carteles que portaban en sus manos lo dejaban claro: "Bienvenido campeón". Es que la expectativa y la ansiedad no fueron casuales. Todos esperaban por el joven jinete pampeano Cruz Ramos. ¿Por qué?. Porque el domingo se consagró campeón argentino en la categoría Bastos con Encimera Lisa durante la 51º Edición del Festival Nacional de la Doma y el Folclore de Jesús María, en la provincia de Córdoba.
Los agentes de la Dirección municipal de Tránsito sonreían cuando miraban a los hombres y a las mujeres gritar cada vez que pasaba un auto. Es que todos creían que su ídolo estaba por llegar. Pero no, todavía faltaba y el campeón se hacía esperar.

Emoción.
Las 8.15. Una Toyota Hilux blanca en dirección a Santa Rosa aminoraba la marcha. "Ahí llega… ahí llega", gritó una mujer. La camioneta frenó la marcha y se estacionó sobre la banquina que enfrenta la sede universitaria. En ese momento las más de cien personas corrieron para encontrarse con Ramos.
Primero se bajó Alfredo, su padre, delegado de La Pampa y subcampeón en cinco oportunidades en la categoría grupa. Luego Cruz.
El joven jinete se abrazó con cada una de las personas. Les agradeció su presencia.
Las banderas argentinas flameaban y los flashes de las fotos iluminaban los rostros.
Las camionetas encendieron sus bocinas.
"Estoy muy emocionado, no me esperaba esto en absoluto, pensé que no iba a venir nadie y mirá con lo que me encuentro", dijo Cruz con tono entrecortado y eufórico ante una consulta de LA ARENA. El "dale campeón… dale campeón" no paraba.

En andas.
Pasaron más de diez minutos cuando Cruz pudo soltarse. Pero lo volvieron agarrar y lo levantaron en andas. Cuando los ánimos se calmaron una mujer propuso hacer una caravana hasta el predio de la Rural.
El recibimiento y la seguidilla de autos fueron organizados mediante las redes sociales. La caravana comenzó minutos después y enfiló hasta la Rural.
El jinete (que representó a La Pampa) fue protagonista en una de las montas más vistosas. El joven se consagró campeón con un total de 87,30 puntos. En esta edición también participaron los pampeanos Diego Geijo (grupa) y Alfredo Aguirre (crina limpia) que tuvieron buenas actuaciones. El campeón en grupa fue José Martí de San Juan y el crina limpia el entrerriano Cristian Jacobo. Todos los campeones recibieron 45 mil pesos.
Las lágrimas, los gritos, las bocinas y la euforia formaron parte de una tardecita diferente. Para muchos que se unieron para esperar por su campeón.