Le pegó a su mujer con una cadena y la amenazó con una maza

LE PEGO CON CADENA Y LA AMENAZO CON UNA MAZA

Un hombre de 33 años está detenido acusado por su pareja, una mujer de 32 años, de haberla sometido a una situación de violencia de género durante varias horas en la madrugada del sábado. La Justicia le formalizó la acusación el domingo, y le dictó la prisión preventiva.
Fuentes de la comisaría de 25 de Mayo revelaron ayer a LA ARENA que todo comenzó cuando la mujer regresó a su casa, en la calle Puelén en el barrio de las 60 Viviendas, luego de su jornada laboral, en las primeras horas del sábado, allí el hombre protagonizó una violenta escena pasional. Estaban conviviendo desde hacía unos 9 meses.
La denunciante le hizo a la policía un crudo relato de la difícil experiencia vivida que se extendió desde la 1 hasta las 4 del día mencionado. “La mujer denunció que cuando llegó a su casa su pareja comenzó a ejercer violencia tras una discusión por celos. El hombre comenzó a insultarla y a endilgarle una supuesta infidelidad. La golpeó en la cara y le hizo sangrar la nariz. No contento con esto, agarró una cadena del perro, se la enroscó en la mano y le pegó en varias partes del cuerpo. La situación duró varias horas, incluso hubo momentos en que empuñó una maza y la amenazaba diciéndole reiteradamente ‘te voy a matar'”.
“En ese contexto de violencia extrema la hizo bañar con agua fría y la hizo cambiar porque le dijo que ‘iban a salir’. Sin embargo eso nunca ocurrió porque el hombre ‘se cansó de pegarle y amenazarla’ y decidió que se fueran a dormir. La denunciante dijo que se durmió con un cuchillo en la mano”.

Se escapó.
La fuente policial señaló que la mujer esperó que su pareja se durmiera para poder escapar de la casa. “Nos dijo que huyó y se fue a casa de familiares, acá -a la departamental- vino cerca del mediodía. Enseguida le dimos intervención al área de Género y de ahí le pasaron la causa a la fiscal Eugenia Bolzan”, indicaron.
“La Justicia se movió rápido dada la situación, y desde la fiscalía ordenaron el traslado a General Acha el domingo y allí el juez Héctor Freigedo lo formalizó bajo la figura de amenazas, lesiones y violencia de género que establece la Ley 26485. El agresor está alojado en esta dependencia a disposición de la juez de control”, precisaron.