Inicio La Pampa 25 de Mayo: dos automovilistas ebrios

25 de Mayo: dos automovilistas ebrios

UNO SE ACCIDENTO Y EL OTRO NO PUDO SOPLAR

Durante la madrugada de ayer sábado, se produjeron dos hechos policiales protagonizados por automovilistas ebrios. En uno de los casos, tras una maniobra desafortunada una camioneta quedó «colgada» en un canal, mientras que en otro, el conductor «no pudo soplar la pipeta».

Esta localidad presenta una problemática que resiste a las tareas preventivas de la comuna y la policía: conductores alcoholizados. Hace dos meses una tragedia, en la que murieron tres jóvenes, expuso con tremenda crudeza el tema. Pero todos los fines de semana se reiteran hechos que potencialmente apuntan a que aquel drama pueda volver a repetirse.

Los medios locales indicaron que el primer caso sucedió a las 3, en la zona de quintas, conocida como de hectárea y media, sobre calle Pedro Aravena. Allí un joven de 25 años circulaba a bordo de una camioneta Volkswagen Amarok por dicha calle que corre paralela a un canal de desagüe, y al realizar una maniobra peligrosa, el vehículo literalmente quedó «colgado» de una de las pendientes.

Cuando la policía fue a socorrerlo, y al observar las emanaciones etílicas del conductor, decidieron hacerle un test. No se sorprendieron cuando el alcoholímetro marcó que el accidentado tenía 1,61 gramos de alcohol en sangre, por lo que tras infraccionarlo le retuvieron el rodado.

Otro más

Horas más tarde, entre la 5 y las 7, personal de la comisaría departamental, como lo hace habitualmente, realizó un operativo de control vehicular en la ruta provincial 34. En un momento llegó al lugar un hombre de 45 años que conducía un Renault Megane, por lo que procedieron a su abordaje.

También el conductor presentaba a simple vista algún grado de intoxicación por lo que iniciaron el protocolo de uso del alcoholímetro. ¿Y que pasó? El hombre estaba tan «descompuesto» que literalmente no pudo ni soplar la pipeta. También fue infraccionado y le retuvieron el vehículo.