Abrieron sobres por Tambolar

LICITACION DE LA OBRA QUE ES RESISTIDA POR LA PAMPA

Al igual que hizo con el proyecto Portezuelo del Viento, La Pampa reclamó que previó a avanzar con la represa sobre el río San Juan se haga un estudio de los impactos ambientales y sociales que tendrá.
El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, y el gobernador de San Juan, Sergio Uñac, concretaron el jueves 20 la apertura de sobres con las propuestas para ejecutar la segunda parte de la construcción de la represa “El Tambolar”, una obra que es fuertemente resistida por el Gobierno de La Pampa porque afectará el ingreso del río Salado Chadileuvú en nuestra provincia.
Según informo el Gobierno sanjuanino, el acto de licitación se cumplió en la sala “Rogelio Cerdera” de Casa de Gobierno de esa provincia y en la mesa de autoridades también estuvieron presentes funcionarios provinciales y nacionales.
La presa El Tambolar, con un presupuesto de 750 millones de dólares, generará 310,9 GWh por año, según informó el Gobierno cuyano, posibilitará la provisión de nuevos emprendimientos industriales, permitirá almacenar agua para el abastecimiento de la población e incrementará el área agrícola de la zona del Valle de Tulum y Zonda-Ullum, remarcó.
“Esta es una obra que le va a dar energía limpia a 100.000 familias de San Juan y que va a posibilitar sumar muchas hectáreas a la producción en una provincia que tiene un porcentaje de tierra muy chico en relación al total”, sostuvo Frigerio. Por su parte, el mandatario cuyano destacó que “esta obra viene a coronar un año de intenso trabajo en conjunto entre la provincia de San Juan y el Gobierno nacional”.

Demanda.
El Gobierno pampeano anunció que realizará un estudio para medir el daño ecológico provocado por el uso aguas arriba con el objetivo de presentar un juicio ante la Corte Suprema de Justicia, tal como accionó con el río Atuel y Portezuelo del Viento.
Para ello, hace dos semanas el gobernador Carlos Verna firmó con representantes de la Unidad de Vinculación Tecnológica de la Universidad Nacional de La Pampa un convenio específico para llevar adelante este trabajo. La intención es contar con un trabajo científico de la solidez metodológica y conceptual que tienen el estudio para la determinación del caudal fluvioecológico del río Atuel, y el elaborado años después, que aportó un método de cálculo para evaluar la pérdida económica que sufre la provincia por cada día que el río deja de correr. Ambos fueron elaborados por profesionales de la Universidad Nacional de La Pampa y su robustez académica le ha permitido al gobierno pampeano fortalecer la posición provincial en las instancias en las que lo ha presentado.
En el caso de El Tambolar, los reclamos pampeanos para consensuar el desarrollo de la obra han sido desoidos, tanto por la provincia de San Juan como por el gobierno nacional, que al igual que ocurre con el proyecto Portezuelo del Viento, en provincia de Mendoza, avanzan pese a las quejas pampeanas.
En el caso de El Tambolar, la represa será la cuarta que se emplazará sobre el río San Juan, sumándose a Ullum, Caracoles y Punta Negra, las dos primeras ya terminadas y en funcionamiento, y la tercera en sus etapas finales.

Estudio de impacto.
El secretario de Recursos Hídricos de la provincia, Javier Schlegel, consideró que previo a la construcción de la presa “es necesario que se realice un estudio de impacto ambiental y del caudal” que tendrá una vez emplazada.
“Estamos trabajando con la UNLPam para hacer la cuantificación del daño ambiental y la determinación del caudal ambiental con vistas a otra presentación judicial ante la Corte Suprema similar a lo del reclamo por el río Atuel”, indicó el funcionario provincial.
En este sentido, el secretario advirtió que “el gobierno de San Juan se maneja en forma unilateral como Mendoza con el Atuel porque no hay organismo de cuenca y Nación nunca nos escuchó en nuestra demanda”.
La Pampa reclamó el funcionamiento del comité de cuenca del Desaguadero-Salado-Chadileuvú-Curacó y se queja porque las presas del río San Juan ya dejaron sin caudal al río Salado aguas abajo.
El gobierno provincial ya hizo una presentación ante la Corte para que se realicen los estudios de impacto ambiental regional de toda la cuenca con las respectivas audiencias públicas interprovinciales y que los resultados se sometan consideración vinculante al resto de las provincias de la cuenca.