Inicio La Pampa "Al gobierno nacional no le importa nada la gente"

«Al gobierno nacional no le importa nada la gente»

CHARLA A 30 AÑOS DE LA CONVENCION SOBRE DERECHOS DEL NIÑO

En el marco de los 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño, la investigadora del Conicet Marisa Herrera brindó una charla en el Recinto de Sesiones de la Cámara de Diputados, a modo de retrospectiva, situación actual y desafíos.
Herrera, quien además es profesora de derechos de familia en la UBA y en la Universidad de Avellaneda, directora de la maestría de Derecho Civil de la UNLPam e integrante del equipo de redacción del último Código Civil y Comercial, fue crítica con el gobierno de Mauricio Macri, asegurando que a éste «no le importa nada la gente».
Estuvieron presentes en el Recinto, la Vicepresidenta 1º de la Cámara de Diputados, Alicia Mayoral, el rector de la Universidad de La Pampa, Oscar Alpa y el defensor de niños, niñas y adolescentes, Juan Meacca.

Balance crítico.
Sobre estos 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño, Herrera hizo un balance crítico. «30 años es un número interesante para hacer un buen balance, porque tener convenciones es buenísimo, el tema es para qué nos sirven los instrumentos internacionales», sostuvo. Dicho balance incluyó fallos de este año «para mostrar un poco cómo el impacto de las políticas neoliberales también se ve en la justicia con críticas muy fuertes a la falta de políticas públicas».
– ¿En cuánto ha sido modificada situación con el nuevo Código Civil y Comercial?
– Creo que el código ha sido una gran apuesta y han sido cuatro años muy buenos, porque nadie va a dudar que tenemos familias ensambladas, el tema de adopción había que modificarlo, el reconocimiento a las parejas que no se casan, las técnicas de reproducción asistida, todos esos temas tenían que ser volcados en un nuevo código civil y comercial. Todos esos temas han avanzado y está bien, el tema es que también el código tiene una fuerza en lo civil con lo social, porque ahora estamos empezando a tener problemas por ejemplo, en adopciones. Tenemos un código que tiene una mirada, pero en la práctica nos cuesta poder aggiornarla a una realidad más compleja.
– ¿Qué opinión tenés sobre el abordaje que hace el gobierno nacional hacia la temática de niñez?
– Yo tengo que hacer una aclaración, porque como soy científica, soy de Conicet, tengo una ética básica, yo estoy con Dora Barrancos como senadora suplente por el Frente de Todos, hablo desde ahí. Desde un compromiso político sincero, creo que la política en sentido profundo implica ser científica también, y me parece que la parte científica ha sido una de las tantas que han sido devaluadas por este gobierno.
Creo que a esta altura, con 3 años y medio, las cosas están claras, los números están claros. 51,7 por ciento de los pibes y las pibas están debajo de la línea de pobreza, ya con eso solo me parece que no hace falta decir mucho mas, porque no es solamente el futuro, es el presente. Chicos que no tienen ni para comer, es el presente lo que tiene que ver con su nutrición, con los vínculos de familia, con la educación, con la salud.
La única forma de poder volver a tener esperanza en serio es votando bien y que la gente se dé cuenta que les mintieron, porque la única forma de pensar los Derechos Humanos es pensando en la gente y a este gobierno no le importa nada la gente.