Alcoholemia: el 2,5% dio positivo

CONTROLES DE NOCTURNIDAD

Como es habitual durante el fin de semana se llevaron a cabo diversos controles de
alcoholemia sobre conductores a los fines de evitar siniestros viales. Con motivo del fin de semana largo, en la noche del domingo y la madrugada del lunes, las autoridades correspondientes efectuaron procedimientos tanto en Santa Rosa como en General Pico. Entre las dos ciudades, se controló a un total de 119 conductores, de los cuales tres (3) dieron resultados por encima de la mínima permitida por ley para manejar; lo que equivale a que 2,5 por ciento no estaba en condiciones de continuar conduciendo.
En este sentido, desde el Ministerio de Seguridad de la Provincia se informó ayer a través de la Subsecretaría de Protección Ciudadana que, bajo la coordinación de la Dirección de Seguridad Vial, efectivos policiales e inspectores de la comuna santarroseña controlaron a 87 conductores, de los cuales dos (2) dieron positivo ante el alcotest. Ambos circulaban en moto.
Por otra parte, en General Pico el Comando Radioeléctrico controló a 32 conductores, con el resultado de que sólo uno de ellos resultó positivo.

Más controles.
El Ministerio de Seguridad a través de la Subsecretaría de Prevención de Adicciones y Lucha Contra el Narcotráfico, realizó controles de nocturnidad en la noche del domingo y madrugada del lunes en diversos locales nocturnos de la capital provincial, como en otras localidades y ciudades del interior de La Pampa.
Conforme a la información brindada, en los boliches bailables de Santa Rosa, no se registraron irregularidades. Sin embargo en la vía pública los funcionarios labraron actuaciones contravencionales en cuatro oportunidades ante la presencia de personas que en estado de ebriedad se encontraban causando molestias e ingiriendo bebidas alcohólicas.

En el interior.
De acuerdo al parte de prensa enviado desde el Ministerio, en la localidad de Realicó, se iniciaron actuaciones judiciales contra una persona por “resistencia a la autoridad y daño”. El involucrado resultó ser un hombre que, en estado ebriedad, causó disturbios en local bailable.
Asimismo se indicó que se le realizó el respectivo control de alcoholemia y éste, al soplar la pipeta, arrojó como resultado positivo 1,85 gramos de alcohol por litro de sangre.
Por otra parte, en Catriló, en un boliche, solicitaron colaboración para el traslado de un hombre que había sido retirado por personal de seguridad del local y quien incitaba a pelear a concurrentes de local. Por ello fue trasladado y notificado en comisaría.
A su vez hubo controles en locales nocturnos de General Pico y General Acha. En ninguno de los casos se observaron anomalías, indicó el parte.