Inicio La Pampa Alpa confirmó reactivación de juicio

Alpa confirmó reactivación de juicio

AGRESIONES DE LA DOCENTE GUIÑAZU MARIANI

La Universidad Nacional de La Pampa reactivará un proceso de juicio académico contra la docente María Antonieta Guiñazú Mariani que se encuentra demorado, y le añadirá los incidentes que ocurrieron durante la semana pasada. Así lo confirmó ayer el rector Oscar Alpa, quien justificó la demora en el juicio académico en que se trata de procesos muy lentos. Ayer, la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas analizaba el dictado de una resolución que impediría a Guiñazú Mariani estar frente a alumnos, la que se conocería en la jornada de hoy.
Desde Buenos Aires, donde se encontraba realizando gestiones ante la Secretaría de Políticas Universitarias, el rector Alpa dialogó con Radio Noticias sobre la situación en la que se ha visto envuelta la Universidad Nacional de La Pampa a raíz de unas agresivas manifestaciones de la abogada y docente universitaria María Antonieta Guiñazú contra el colectivo que defiende el derecho al aborto legal y contra la mujeres que amamantan en público.
«Hay una cuestión concreta de juicio académico que se estaba trabajando en la Facultad (de Ciencias Económicas y Jurídicas), y Asesoría Legal hoy (por ayer) estaba trabajando en esto», comentó el rector. «Todavía no podemos definirlo, pero seguramente está en la parte de sumario y (Asesoría Legal) trabajará rápidamente ante estos hechos concretos», añadió.
Alpa recordó que el primer incidente que protagonizó Guiñazú Mariani data de 2009, cuando produjo roturas en una exposición de la propia UNLPam por el aniversario del 24 de Marzo. «En ese momento el juicio académico no estaba instrumentado en la Universidad, por lo tanto eso quedó archivado», recordó.
Tiempo después la docente protagonizó otro incidente, en este caso con alumnos universitarios, que derivó en el proceso de juicio académico que aún sigue abierto y que es el que se pretende reactivar. «En ese momento, en la Facultad estaba yo como decano, y comenzamos desde el Consejo Directivo estos largos procesos que implica un juicio académico, que el año pasado venía avanzando con la designación del tribunal, que es un tribunal de pares, y que seguramente en estos días se agregará a ese sumario lo que corresponde a este hecho nuevo», anticipó.
-¿Existe la figura del juicio académico en la Universidad Nacional de La Pampa?
-Si, el juicio académico siempre existió; el tema es que no estaba reglamentado en su momento. En 2011 lo reglamentamos y ahora estamos viendo que tenga mayor agilidad, porque no puede tardar tanto tiempo. Por eso también se está trabajando con sumarios para hacer las cosas más rápido. Seguramente el juicio académico sucederá más adelante.
Según informó Alpa, en la última sesión del Consejo Superior, realizada en General Pico, cada unidad académica de la UNLPam envió dos docentes, elegidos por cada Consejo Directivo, y ahí se sorteó cómo se conforman las tres salas que tiene el juicio académico en la Universidad.

Opinión.
Consultada su opinión personal, Alpa señaló que la tiene pero prefirió reservarla por su condición de rector de la casa de estudios. Lo mismo pasó con la declaración que emitió el Consejo Superior, que debió ser muy cautelosa en sus términos por cuanto ese órgano funciona como tribunal de alzada en el procedimiento de juicio político.
No obstante, destacó la rápida reacción del Consejo Superior que a pocas horas de conocidos los agravios, produjo una declaración repudiando esos hechos.
En lo que sí sentó posición es en el tema de los tiempos que llevan estos procesos. «Tenemos que actuar con todos los derechos, pero muy rápido», remarcó.
-Mientras tanto, ¿puede estar ante alumnos?
-Eso pasa por la unidad académica (Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas), pero la idea es que en función de este sumario, usar todas las herramientas que implica el mismo, y que pueda significar que mientras se investiga no se continúe con esta realidad de seguir frente alumnos. El objetivo es actuar rápidamente y que después sigan las acciones correspondientes.
«Una persona que no solo por sus dichos, sino que por muchas actuaciones particulares, no puede estar frente a estudiantes y por lo tanto rápidamente hay que actuar», concluyó el rector.