Balearon a un turista y le tuvieron que amputar una pierna

El turista sueco al que tuvieron que amputarle una pierna tras ser baleado en un intento de robo ocurrido en el barrio porteño de Monserrat, experimentó una importante mejoría y dejó la Terapia Intensiva, aunque continúa internado en el hospital Argerich.

Así lo aseguró este viernes, Néstor Hernández, director del hospital Argerich, al brindar el parte médico de Christoffer Persson, quien fue intervenido tres veces en las últimas horas.

“El paciente evoluciona favorablemente, sin fiebre, pasó de Terapia Intensiva a Intermedia, pero deberá continuar internado”, afirmó Hernández en una breve conferencia de prensa realizada desde la puerta del hospital.

Los médicos que operaron a Persson acordaron con la familia amputarle la pierna derecha para “salvarle la vida”, contó el director de la institución médica, porque la víctima estuvo sedada durante la intervención quirúrgica.

“Si no se amputaba la pierna, el paciente podía morirse. Aquí, en Estados Unidos, en Rusia o en China, el procedimiento que había que hacer era el mismo”, remarcó Hernández.

En tanto, la justicia continuaba analizando este viernes las cámaras de seguridad de la zona en la que se pudo observar el momento en el que se produce el hecho, para poder identificar al delincuente que disparó.

Además, los investigadores recolectaban los testimonios de los testigos para sumar a la causa. (NA).