Batieron su propio récord

PIZZEROS

La Asociación de Propietarios de Pizzerías y Casas de Empanadas (Appyce) elaboró y vendió ayer aproximadamente 2.875 pizzas, equivalentes a 23 mil porciones, durante un evento organizado por esa entidad y la Municipalidad de Santa Rosa, en el marco de la Feria Franca que se realizó en los terrenos del ferrocarril.
La pizzería rodante se instaló en la calle Alsina, entre Pico y Pellegrini, frente a la Estación del Ferrocarril, donde actualmente funcionan las oficinas de la Dirección de Rentas de la ciudad.
Los vecinos y vecinas que se acercaron a comprar las pizzas, por cien pesos cada una, formaron una enorme fila que, por momentos, se extendió por más de 200 metros. La actividad no se había realizado en la ciudad hasta ahora, pero además contaba con el incentivo, para la Appyce, de batir su propio récord y vender más de 23 mil porciones de pizza.
Durante la jornada estuvo el intendente Leandro Altolaguirre, además de directivos de la Fundación Cuidar la Vida y el Programa Guadalupe. También el presidente de Appyce, Manuel Jamardo, cuya Asociación es una entidad sin fines de lucro y, en este caso, la venta de las pizzas servirá para recaudar fondos para Cuidar la Vida y Guadalupe.

Récord.
A las 12.41, cuando no habían pasado tres horas del inicio de la jornada solidaria, se habían despachado más de 1.600 pizzas, cada una en su correspondiente caja de cartón. En ese momento todavía quedaba una enorme cola de gente esperando por las 1.250 que faltaban.
Pasadas las 17, el momento más esperado por los organizadores y quienes participaron del evento, finalmente llegó. Haciendo la cuenta regresiva se vendió la última unidad y se batió así el ansiado récord, que llenó de emoción a los maestros pizzeros: un total 23 porciones habían sido entregadas.
En diálogo con LA ARENA Rodolfo Ibáñez, de Appyce, aseguró que fue increíble la velocidad con que se despacharon las pizzas, comparado con la jornada del récord nacional anterior, de 22 mil porciones. Detalló que durante todo el domingo se despacharon 3.000 pizzas pero aún no disponía del dato oficial de las ventas.
“Mañana junto a la gente de la municipalidad iremos a la escribanía para certificar cuántos cupones se vendieron, aunque estimamos que fueron 2.875, ya que regalamos varias unidades durante lo que duró el evento”, agregó. Ibáñez además puntualizó que no sólo se rompió el récord por el número de porciones, sino también el del lapso de tiempo en que se logró esto.

Jornada solidaria.
El camión instalado, perteneciente a la Escuela de Appyce, tiene casi 30 metros de largo. El trabajo de los 45 pizzeros y los colaboradores se desarrolló durante la mañana soleada y calurosa de la víspera. De hecho, los cientos de personas que se agolparon para buscar sus pizzas debieron hacer cola al rayo del sol, en medio de la calle Alsina. Algunos estuvieron más de una hora, dada la enorme cantidad de público que se concentró para ayudar con la causa.
Ibáñez se mostró “gratamente sorprendido” con la jornada solidaria y agradeció a todos los santarroseños que aguardaron, a pesar del calor y el sol, para comprar. “La gente fue muy solidaria y se la veía muy entusiasmada, algunos se llevaban varias unidades lo que hizo que en menos de tres horas ‘volaran’ más de 2.000 pizzas”, explicó. “Esto no es algo habitual”, sentenció.