Inicio La Pampa "Cada 11 minutos muere una mujer"

«Cada 11 minutos muere una mujer»

LA IMPORTANCIA DE PREVENIR LAS ENFERMEDADES CARDIOVASCULARES

Según la OMS (Organización Mundial de la Salud), en 2016 se produjeron 17.8 millones de muertes cardiovasculares, de esas aproximadamente 9 millones fueron de infarto y las restantes por ACV. El médico cardiólogo Andrés Kohan, en diálogo con LA ARENA evaluó que «es un problema de salud enorme. Es en enfermedades cardiovasculares en lo que más recursos se termina gastando en salud», y las afecciones son parecidas tanto en hombres como en mujeres, aunque alguna creencia popular daba cuenta que los varones podrían estar más expuestos al riesgo. El profesional es egresado de la UBA, y especializado en el Instituto Cardiovascular de Buenos Aires.
-Siempre se dijo que en las mujeres había menos incidencia de enfermedades cardiovasculares.
-En Estados Unidos, en la Asociación Americana del Corazón, vieron en las estadísticas que las mujeres en ese país se estaban muriendo de infartos y ACV y gastaban muchísimo dinero, tiempo y recursos en prevenir cáncer de mama y de útero. Pero finalmente las mujeres morían de infarto y ACV, empezaron a ver esa situación y se dieron cuenta que tenían que cambiar sus campañas de prevención.
-Estaba desviado el foco…
-Claro, hay que decir respecto a las mujeres que siempre, culturalmente, y porque hicieron muy bien su trabajo los ginecólogos -eso no hay que desmerecerlo, al contrario- de decirles a las mujeres que se tenían que hacer los controles anuales porque podían tener cáncer de mama o útero. En eso los cardiólogos fuimos malos comunicadores, al no explicarles a las mujeres que finalmente además que se tienen que cuidar de eso -y es una gran realidad, de hecho es la cuarta y quinta causa de muerte-, pero que la primera es infarto y ACV. Aunque se creía que era distinto…
-Una cuestión de información.
-Sí. Culturalmente, en la cabeza de la gente -de las mujeres e incluso de los médicos que no se dedican a lo cardiovascular-, está la creencia que es más importante aquella causa, y entonces no se toman los recaudos necesarios. Lo más importante de todo esto es la prevención.
-¿Cómo se previene?
-Hay que decir que los hombres son mucho más conscientes de que les puede agarrar un infarto, aunque las mujeres son más cuidadosas. Se debe medir la presión arterial, el colesterol, la glucemia… las mujeres van al ginecólogo, pero no se miden estas cosas, e ignoran que son hipertensas, que son diabéticas o que tienen el colesterol alto y tienen menos resguardo.
-¿Cuáles son las cifras en nuestro país?
-Indican que 1 de cada tres 3 mujeres muere de infarto o ACV. Eso implica que cada 11 minutos muere una mujer en Argentina por enfermedad cardiovascular. Es la principal causa de muerte.
¿En el hombre es la misma proporción?
-En el hombre más o menos también. Es similar. La vida moderna llevó a que haya más enfermedades de Éstas, hay más tabaquismo, peor alimentación, y eso lo compartimos hombres y mujeres.
-Es distinto el tema de la presión arterial en hombres y mujeres.
-Hay que considerar que la presión arterial es diferente en el hombre que en la mujer. En el hombre afecta en un horario determinado, a la mañana. Cuando sale a trabajar tiene un pico de hormonas que se llaman noradrenalina y tiene una presión más alta. Pero a la mujer, aparte que a la mañana sale a trabajar y tiene el pico de noradrenalina, a la tarde tiene un segundo pico cuando vuelve y se hace cargo de la familia.
-¿Ustedes los médicos están haciendo algún tipo de campaña?
-Tenemos la suerte que los medios nos llamen y poder difundirlo, es importantísimo. Este año ocurrió algo muy importante para el grupo ‘Mujeres en Rojo’: hace dos años se había presentado un proyecto de ley para que haya un día que se les recuerde a las mujeres que tienen que hacer prevención cardiovascular, que vayan al cardiólogo una vez al año seria la idea final. Se present{O un proyecto de ley en 2017 y había pasado por diputados pero no prosperó. Pero este año la senadora Norma Durango, que preside la banca de la Mujer me convocó a exponer en el Senado. Y así fue que se presentó el proyecto para que el 26 de agosto sea declarado Día de la Conciencia de Enfermedad Cardiovascular en las Mujeres.
-¿La presidenta de Mujeres en Rojo en Argentina es pampeana?
-Así es, es la misma para todo Latinoamérica. Se llama Mildren del Sueldo, que es nacida en Rancul pero vive y trabaja en Villa María, Córdoba. Es la líder de todo Latinoamérica, es una genia.

No al cigarrillo electrónico
«El cigarrillo electrónico es muy peligroso, porque parece un juguete pero genera un montón de daños. Primero y principal apareció una enfermedad pulmonar asociada al vapeo, que se llama así: enfermedad pulmonar asociada al vapeo», sostuvo el médico Andrés Kohan.
El elemento tiene distintas partes, con una boquilla para inhalar, que se parece a un pen drive. Vienen muchos líquidos saborizados, que todos tienen nicotina, y además la opción de utilizar tetra hidro cannabinoydes (THC), el psico activo del cannabis. Viene para ponerlo en el líquido y enganchar a los adolescentes. La utilización del cigarrillo electrónico causó más de 40 muertos en Estados Unidos, y hay dos casos en el país.
La característica es que los enfermos «hicieron una técnica que se llama lavado bronquio alveolar, y se encontró en ellos una sustancia que es acetato de vitamina E, un aceite que se usa para las cremas, y en este caso se usa para estabilizar el liquido del vapeo». Es liposoluble y va parar al tejido interno del pulmón, hasta que el órgano colapsa.
Aunque el Anmat lo prohibió en la Argentina -la comercialización, distribución y publicidad-, se vende hasta en los kioscos. Se conoce que hasta hace algunos días alguno del centro de Santa Rosa lo ofertaba al público. Y se puede comprar hasta por internet.
Kohan indicó que «para dejar de fumar hay muchos tratamientos aprobados por Anmat y la Sociedad de Científicos tanto del pulmón como del corazón. Son tratamientos aprobados y los que hay que usar, no el cigarrillo electrónico».