Camioneros protestan frente al municipio

"PERDEMOS 2.600 PESOS EN UN VIAJE"

(General Pico) – Los camioneros que mantienen bloqueado el ingreso a la planta local de Cargill, en reclamo de tarifas y del cumplimiento de la cantidad de viajes pactada, trasladaron la protesta frente al Palacio Municipal.
Cerca de una treintena de camiones amanecieron ayer estacionados frente al municipio y a la Plaza San Martín, para pedirle al intendente Juan José Rainone que intercediera ante la empresa cerealera para destrabar el conflicto. Sin embargo el jefe comunal sólo se ofreció a hablar con los responsables del área de Logística de la firma, para que baje a hablar y a negociar con los camioneros, tras aducir que estaba imposibilitado de brindar alguna solución al tema.
Además se acercaron a la protesta representantes locales de la CTA, quienes mostraron su adhesión con el reclamo.
Juan Artigas, representante de la Cámara de Transportistas (Catrap) de Pico, manifestó que Rainone se mostró limitado para actuar en este conflicto y que sólo les ofreció hablar con los responsables de logística de Cargill, para que baje a negociar con ellos.
En este sentido, el camionero refirió que en esta disputa también sale perdiendo la comuna, porque deja de percibir el dinero correspondiente a las guías de cereales que percibiría si la carga se sacara de la planta en camiones.

Trabajo a pérdida.
Respecto a la situación que atraviesa el sector, indicó que con las tarifas actuales trabajan a pérdida y que muchos transportistas prefirieron parar el camión, por no poder soportar los altos costos.
“De fines de marzo hasta ahora hubo un aumento del 64 por ciento de combustible, y la tarifa se mantuvo en el mismo lugar. Es imposible mover el camión porque teniendo todo en blanco, perdemos 2600 pesos en un viaje que te de Cargill a 750 pesos la tonelada. Hoy la tarifa que rige a Rosario es de 1200 pesos la tonelada y Cargill paga 750 pesos. Eso es en complicidad con la transportadora, que quieren trabajarle a Cargill y te van bajando siempre lo que tiene que ganar el camión. Se aprovechan y uno de la desesperación sale y gasta todo, pero cuando sacas tus números fuiste perdiendo plata, y si no volvés con una vuelta de arena, fuiste a pasear a Rosario, a hacerle un favor a Cargill”, dijo. En el mismo sentido, agregó: “Hay mucha gente que ha dejado parado el camión para irse a trabajar al campo o a hacer otra cosa, y me parece que si tenes un capital que vale casi un millón de pesos, seria digno poder mantenerlo con el oficio que elegiste”.

Sigue el bloqueo.
Aritgas además destacó que se mantiene el bloqueo de la planta, aunque pese a ello, la empresa cerealera ya sacó dos operativos en los últimos días, y sigue con su política de que “lo que entró en camión se saca en tren”.
Por otro lado, destacó la adhesión de trabajadores que tuvo la medida durante los días que lleva.
“La adhesión fue buena, el que falta es porque ha tenido que salir a hacer algún viaje. Son 200 camioneros en Catrap y no sólo peleamos por los que están con nosotros, sino por todos los camioneros de La Pampa, porque este año han sido un desastre todas las tarifas. En 2014 ya habíamos hecho el mismo reclamo, y trabajamos bien poco más de un año. Después se volvió a incumplir lo pactado y este año aparte de no darnos los viajes, con la tarifa que tenemos no podemos trabajar, trabajamos a pérdida”, concluyó.

Cómo en 2014.
Cabe recordar a mediados de septiembre de 2014, un grupo de camioneros pampéanos habían tomado una medida similar. En aquella oportunidad, reclamaban que se les asigne un 40 por ciento de los traslados de granos hacia la filial de la empresa en Rosario. En aquella época también se decidió enviar los cereales vía ferrocarril.