Comenzó el armado de un emprendimiento en Uriburu

Un nuevo emprendimiento en el Parque Agroindustrial de Uriburu está comenzando a tomar forma. Se trata de una pequeña empresa que reciclará plásticos y transformará los materiales de desecho en postes, varillas o tablas que se utilizan en alambrados y para la construcción.
La información fue confirmada por el intendente local, Roberto Gómez, quien indicó que el emprendimiento funcionará en el galpón del municipio donde estaba la bloquera. La comuna le cedió en forma gratuita hasta fines de 2019 el inmueble, con la condición que emplee a algunos de los ocho trabajadores que quedaron desempleados tras el cierre de la aceitera, que se produjo a principios de este año.
Como dato llamativo es que el que lleva adelante el proyecto es Esteban Hotz, el muchacho que el martes estuvo involucrado en el siniestro vial de la ruta nacional 5 y provincial 7, en el que perdieron la vida seis personas, entre ellos tres menores de edad y una mujer embarazada.
Hotz, quien sufrió heridas leves, manejaba un SUV Mercedes Benz -iba a Uriburu-, e impactó a un Peugeot 206, cuando aparentemente este último vehículo intentó girar en U en la ruta 5 para tomar la 7. Todos los ocupantes del Peugeot fallecieron en el instante.

Proyecto.
El galpón donde funcionará el emprendimiento es de 12 por 30 metros, y está ubicado en el Parque Agroindustrial, en la banquina oeste del acceso Gobernador Carlos Verna. Allí funcionó en 2015, durante pocos meses, una bloquera municipal.
“Recién comenzó el armado del emprendimiento”, dijo Gómez, quien comentó que el proyecto prevé la “compra de plástico, se picará en el galpón y ese desecho, a través de un máquina, se lo convertirá en postes, varillas o tablas” que se utilizarán en alambrados y para la construcción.
El jefe comunal indicó que la cesión del inmueble comunal se hizo en forma gratuita hasta diciembre de 2019, cuando finalizará su gestión. “La condición es que ocupe a algunas de las personas que quedaron desempleadas de la aceitera”. Esos ocho vecinos, tras dejar de funcionar la fábrica, fueron empleados por la comuna como jornaleros.