Inicio La Pampa Con la lupa en las listas, se busca garantizar la paridad de...

Con la lupa en las listas, se busca garantizar la paridad de género

El Instituto Nacional de las Mujeres (INAM) y Defensorías del Pueblo de todo el país buscarán garantizar el efectivo cumplimiento de la paridad de género en las listas a cargos electivos nacionales, a través de un exhaustivo monitoreo que realizarán de cara a las PASO de agosto, y también para los comicios generales del 27 de octubre.

Coordinado desde el INAM, que encabeza Fabiana Tuñez, y por medio de la Asociación Defensores del Pueblo de la República Argentina, liderada por el defensor porteño, Alejandro Amor, el relevamiento se pondrá en marcha en el momento que se presenten las listas de precandidatos para las PASO; y habrá una revisión más exhaustiva de las listas de diputados y senadores nacionales de todo el país. 

Para que no queden dudas del objetivo del trabajo, y de la potencia que buscarán darle a esta herramienta, quedó establecido que del minucioso análisis de la composición de cada una de las listas de postulantes a cargos electivos nacionales -en los 24 distritos- surgirá un informe que será presentado el 1° de agosto, cuando el proceso electoral ya esté en marcha. 

Así lo anunciaron este martes la titular del INAM y el defensor Alejandro Amor durante un encuentro en la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires.

Al margen de esa presentación, que apuntará a dar visibilidad pública a la cuestión, el trabajo podría tener impacto a nivel judicial, ya que podrán surgir impugnaciones ante eventuales incumplimientos de la Ley de Paridad de Género, que serían planteadas ante la Cámara Nacional Electoral. 

Tuñez, titular del INAM, precisó que el monitoreo pondrá el foco en el cumplimiento de la paridad de género en la conformación de las nóminas, en la presencia de mujeres como cabezas de lista y en efectiva aplicación de la alternancia. 

«Obviamente necesitamos de la colaboración de todos los partidos políticos para pensar una sociedad diferente. En ese marco, la paridad de género debe ser asumida como el cumplimiento de una obligación cívica», sostuvo Tuñez en la presentación realizada este mediodía. 

Al frente de su desarrollo estará el INAM y la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires, pero como se tratará de un relevamiento a nivel nacional, se buscará articular, a través de la Asociación Defensores del Pueblo de la República Argentina -que también encabeza Amor- que su puesta en práctica, en cada uno de los distritos, esté garantizada por las defensorías a nivel provincial, con la colaboración de la sociedad civil, a la que también buscarán involucrar en el monitoreo. 

«Con más mujeres, habrá mejor política; con más mujeres habrá más democracia», sintetizó Tuñez, quien admitió que, si bien en una primera etapa de implementación del cupo femenino -establecido por ley en 1991, con el fin de garantizar que un 30 por ciento de los cargos electivos fueran cubiertos por mujeres-, hubo incorporación de «mujeres ‘de’ o parientes ‘de'», recién luego «fueron surgiendo de un montón de compañeras valiosas». 

En ese marco, subrayó la «extraordinaria ‘sororidad’ interpartidaria que se fue dando a la hora de votar leyes referidas a los derechos de las mujeres», y sostuvo que el monitoreo no tiene que ver sólo con un «control del efectivo cumplimiento de la Ley de Paridad de Género» -sancionada en noviembre de 2017- sino también como un «ejercicio de docencia»; la sororidad se emplea para referirse a la solidaridad entre mujeres en un marco discriminatorio.

En este punto, remarcó la importancia de que se garantice que, si por cualquier motivo, una mujer que resulta electa para una banca, se baja o renuncia a ocuparla, «ese lugar tiene que ser para otra mujer».  (Télam)

Foto: Ámbito.com