Condena en suspenso por violar a una perra

"CON GUSTO A POCO"

La Justicia condenó a una pena de un año de prisión de ejecución condicional al hombre que el 13 de julio violó a una perra en cercanías del Relleno Sanitario. El hombre deberá pagar el tratamiento sanitario del animal y someterse a un tratamiento psicológico. Para las organizaciones y los vecinos preocupados por los animales, la condena “tiene gusto a poco”.
La novedad fue dada a conocer en la víspera por la Asociación Protectora de Animales y por vecinos proteccionistas que siguieron de cerca el caso.
La persona condenada se declaró culpable del hecho y se comprometió a cumplir una serie de reglas de conducta durante los próximos dos años. Deberá pagar 3.000 pesos en conceptos de gastos veterinarios y durante dos años tendrá que fijar residencia en la ciudad y mostrar a la Justicia que está realizando un tratamiento psicológico.
El hombre fue condenado en el marco de la ley 14.346, que protege a los animales de cualquier forma de maltrato.
“Como entidad que tiene como objetivo la protección de los animales de cualquier acto en contra de su integridad, la condena nos deja gusto a poco”, sostuvo Apani. “Querríamos que la prisión sea efectiva y ejemplar, teniendo en cuenta la gravedad del hecho y el peligro que constituye para nuestra sociedad una persona que atenta con tal desprecio la vida de un animal no humano”.
Por ese motivo, insistió en la necesidad de “la pronta modificación de la ley 14.346, con condenas ejemplares y de prisión efectiva” que contemple el estatus de “sujetos de derecho” que tienen los animales en la legislación vigente.
Apani valoró y destacó la celeridad que tuvo la causa y señaló en particular al fiscal Carlos Ordas, a otros funcionarios judiciales que participaron de la causa, y de la abogada Ivalú Turnes, “pionera y férrea defensora de los derechos de los animales, quien desinteresadamente se puso a disposición de nuestra institución”.
Yésica Alarcón fue una de las denunciantes del caso de “Munay” -así se la bautizó a la perrita abusada- y fue quien la tuvo en guarda tras el aberrante caso. La proteccionista también saludó el fallo que condenó al hombre y la celeridad con que actuó el fiscal Ordás y su ayudante, Florencia. Lamentó que la pena haya sido de cumplimiento condicional aunque reconoció que esa es la condena que contempla la legislación vigente. “Como vecinos proteccionistas estamos trabajando para actualizar esta ley y poner penas más rígidas”, anticipó.