Condenados por robo con uso de arma

El juez de control de Santa Rosa, Carlos Matías Chapalcaz, condenó a Omar Rubén Escudero a tres años de prisión de efectivo cumplimiento, por resultar autor material y penalmente responsable del delito de robo calificado por el uso de arma en grado de tentativa, le revocó la condicionalidad de una pena anterior y le unificó ambas en una pena única de tres años de cumplimiento efectivo. A su vez, por el mismo delito, condenó a Cristian Ezequiel Saucedo Faría a tres años de prisión de ejecución condicional.
El magistrado dio por probado que el 1 de agosto pasado, a la tarde, los acusados, “empuñando un machete y un cuchillo”, le sustrajeron a un joven de 20 años una mochila y un celular. El hecho ocurrió en Antártida Argentina y Gobernador Duval, en Santa Rosa, y los agresores fueron detenidos en forma inmediata por la policía a pocas cuadras de allí, en Jujuy y Mendoza, “habiendo intentado despojarse de los objetos sustraídos y el cuchillo, arrojándolos al patio trasero de una vivienda”.
El conflicto penal se resolvió por la vía del juicio abreviado acordado entre la fiscala Leticia Pordomingo, el defensor oficial Martín García Ongaro y Escudero (29 años, albañil) y Saucedo Faría (22, lavacoches), quienes aceptaron su culpabilidad. El proceso se había iniciado como juicio directo -porque fueron aprehendidos virtualmente in fraganti- y concluyó en apenas 40 días.

Pena unificada.
Si bien las sanciones aplicadas por el robo fueron en suspenso, a Escudero le dieron prisión efectiva porque se la unificó con una condena anterior del 29 de agosto del año pasado. En esa ocasión, en otro abreviado, el juez de control, Nestor Daniel Ralli, le dio seis meses en suspenso por encubrimiento por receptación dolosa y le dictó una pena única de un año y seis meses de ejecución condicional porque, a su vez, tenía otra condena previa del 27 de julio del año pasado.
“Más allá del reconocimiento realizado por los imputados, considero que el delito se encuentra debidamente probado, considerando que se incorporaron como pruebas de cargo las declaraciones testimoniales, el acta de constatación e inspección ocular y el croquis demostrativo del lugar del hecho”, indicó Chapalcaz.
Con respecto a la calificación legal, señaló que fue encuadrada correctamente, “toda vez que los imputados, mediante el empleo de un machete y un cuchillo, lograron sustraer una mochila y un celular que no eran de su propiedad; quedando el delito en la esfera de la tentativa en virtud del accionar policial”.