Conflicto por capacitación docente

IMPUGNAN UNA RESOLUCIÓN MINISTERIAL

A instancias de un grupo de docentes de Educación Especial, el sindicato Utelpa presentó una impugnación parcial a la resolución 726/18 del Ministerio de Educación de la provincia. Esa resolución concedió la “certificación” a una oferta educativa lanzada por el Ministerio en el año 2015 para maestros de Educación Especial. Los docentes consideran que implica una vulneración a sus derechos por cuanto concede validez docente a una oferta educativa de grado menor.
Utelpa elevó la impugnación luego de recibir una nota en la que un número de entre 25 y 30 docentes se quejaran de los alcances de la resolución 726/18 y le pidiera la intervención del gremio. Los firmantes de la nota son docentes “con título nacional en Educación Especial con Orientación en Intelectuales, habiendo cursado y aprobado un trayecto formativo presencial no menor a cuatro años, tal como menciona la Ley de Educación nacional Nº 26106, capítulo IV, artículo 75”, según detallaron allí.
“En el año 2025 se aprueba mediante resolución Nº 0087/15 el Profesorado de Educación Especial en la localidad de Colonia Barón, y el correspondiente Ciclo de Complementación Curricular, Resolución Nº 2108/15, detallaron.
Este año el ministerio emitió la resolución 726/18, “la cual les otorga título docente con validez juridiccional, siendo que la Ley de Educación Nacional, en su artículo 73, inciso i) Otorgar validez nacional a los títulos y las certificaciones para el ejercicio de la docencia en los diferentes niveles y modalidades del sistema”.
En la nota de Utelpa, los docentes recordaron la vigencia de la resolución 1588/12 del Consejo Federal de Educación, que establece los requisitos y procedimientos para la obtención de la validez nacional de los títulos y certificados de estudio, y que en nuestra provincia existe una “Oficina de Competencia de Títulos”, cuya función es analizar los títulos presentados y determinar a qué categoría corresponden, si docente, habilitante o supletorio.
La decisión del Ministerio fue otorgar “una certificación” a quienes cumplieron con ese trayecto formación, “la cual no fue presentada en la comisión de títulos pata su análisis”, según aseguraron los docentes.

Categoría docente.
“Por nuestra experiencia, saberes y asesoramiento en la normativa vigente sobre formación en profesorados, sabemos que una certificación no es un ‘título’, que una certificación no iguala a nuestro trayecto formativo, no compatibiliza en cargas horarias y mucho menos en prácticas docentes, como así tampoco especifica otorgamiento de cargos a los cuales pueden acceder y/o horas y disciplinas”, resaltaron.
A raíz de ello las educadoras advirtieron que “todas nosotras vemos vulnerada nuestra fuente laboral al igualarnos en categoría docente” y señalaron como agravante que “nuestro título no nos permite acceder a cargos en otras modalidades”, por lo cual exigieron “el mismo respeto de la nuestra, y a nuestra fuente laboral”.
“Por tal motivo, nos vemos directamente damnificadas ante la Resolución 726/18”, sintetizaron.
A su entender, las personas que cursaron ese trayecto formativo deberían ser considerados “habilitantes con capacitación docente”.
Con el antecedente de esta nota, más el análisis realizado en el senos del gremio, Utelpa presentó una impugnación parcial a la Resolución 726/18 del Ministerio de Educación pampeano para evitar que se consume la desigualdad.