Consumidor paga 14 veces más

DIFERENCIA ENTRE EL PRODUCTOR Y LA GONDOLA

Según el informe que la Cámara realizó en base a los precios de más de 25 complejos de la producción primaria, una persona pagó en góndola un promedio de 5,28 veces más de lo que recibió el productor en la puerta de su campo por alimentos.
Un consumidor paga en los locales cerca de 14 veces más de lo que recibe el productor por los limones, mientras que en el caso de las naranjas la diferencia es de 11 veces más, según informó ayer la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).
De acuerdo con el organismo, la brecha de precios entre origen y destino de los alimentos agropecuarios subió 1,3 por ciento en el mes de junio.
Esta diferencia afectó al 64 por ciento de este tipo de productos, aunque los casos más importantes fueron los de los limones y las naranjas. La CAME precisó que una persona pagó en góndola un promedio de 5,28 veces más de lo que recibió el productor en la puerta de su campo por alimentos.
La brecha fue más chica para los casos como la frutilla (el consumidor gastó apenas 1,32 veces más de lo que percibió el dueño de la plantación).
El organismo resaltó que éste “es el cuarto mes consecutivo” que esa diferencia en los valores sube, siguiendo los datos que surgen del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD).
Estas cifras se forman en base a precios suministrados por los referentes de más de 25 complejos de la producción primaria, precios diarios online de los principales supermercados del país y más de 500 precios de verdulerías y mercados para cada producto.

Quinto mes seguido.
“En junio, el IPOD agrícola alcanzó un valor de 5,6 veces, 1,3% superior a mayo. Fue el quinto mes consecutivo de aumento. El IPOD ganadero subió 2%, ubicándose en 3,99 veces y cortando una racha de dos meses consecutivos de caída”, detalló la CAME.
La entidad explicó que esta brecha fue importante en el caso de limones y naranjas porque “bajó muy fuerte el precio al productor”. Asimismo, destacaron que tres alimentos tuvieron un achicamiento en el IPOD: el huevo, cebolla y pollo, que ya en mayo habían tenido valores muy similares.