Creciente demanda social en Parera

LA COMUNA ASISTE A FAMILIAS QUE ANTES NO TENIAN NECESIDADES

El intendente de Parera, Diego Marcantonio, señaló que cada vez son más las familias que requieren de la asistencia económica del municipio, en muchos casos para afrontar el pago de los servicios de la luz y de gas. También destacó que ante la situación económica actual se frenaron algunas obras que se tenían proyectadas, con el objeto de crear un fondo de reserva.
El jefe comunal norteño, que a principios de esta semana participó en General Pico de la Jornada Provincial de Capacitación “La violencia contra niñas y niños en la Agenda 2030”, indicó que hay casos de familias que antes no tenían necesidades y “ahora sí”. En este sentido sostuvo que desde el municipio “vamos a la emergencia y a veces a cuestiones de salud o de los vencimientos de las tarifas energéticas en general”, y que los montos que se deben cubrir son importantes.
“Antes eran menos familias con un impacto económico menor y hoy son más familias con montos que al municipio lo terminan desequilibrando. Uno no puede hacer futurología, pero hace análisis de realidad y escucha lo que dicen nuestras autoridades nacionales, esto viene difícil, no podemos desconocerlos. Tenemos que prepararnos, tratando de dejar alguna obra que teníamos en vista y postergarla para hacer esa pequeña reserva por si la cosa se agrava”, explicó.
“Uno puede postergar obras pequeñas en el pueblo, como un cordón cuneta o una cuadra de asfalto, pero vamos a lo social y postergamos otras actividades porque hay que hacer una reserva porque más allá de que el momento es duro, no sabemos cómo va a continuar esto”, agregó.

Productores y viviendas.
Marcantonio dijo que el momento económico golpeó duro a los productores de pequeña escala, como aquellos dedicados a la producción porcina.
“Aquellos criaderos importantes a veces tienen una espalda más grande y están soportando el déficit, pero aquel productor pequeño que era mixto que hacía una actividad agrícola-ganadera y algo de cerdo, ya casi no existe más. Ese productor de 20 ó 30 chanchos, ya fue”, indicó.
“A nosotros seguro que nos pega porque es uno de los proyectos que tenemos, estamos tratando de achicar el número de cerdos y estamos haciendo algunas inversiones en infraestructura, pero la situación es grave”, sostuvo.
El intendente norteño además ponderó el programa de Provincia de construcción de viviendas para municipios que tienen menos de 10 mil habitantes, y en este sentido dijo que en Parera hay un déficit habitacional “importante y marcado”.
“La necesidad de viviendas en Parera es similar a la de toda la provincia, hay un déficit importante y marcado. Este plan que hoy ejecuta la Provincia junto a los municipios, es una herramienta válida para ir avanzando. Hoy está complicado en cuanto a las viviendas de Nación, pero me parece que nunca vamos a alcanzar a cubrir las necesidades”, sostuvo.
“En el caso de Parera tenemos cinco casas en construcción, con otras más proyectadas, y a lo mejor podemos terminar cinco viviendas por año, lo cual es la forma más rápida de ir solucionando la situación”, aseguró.