Denuncian vaciamiento del Banco Nación

EL PRESUPUESTO 2019 LE QUITA 15 MIL MILLONES A LA ENTIDAD

“Esta presentación tiene como fin manifestarle la gran preocupación que sentimos, tanto a nivel personal como institucional, por la muy perjudicial voluntad del Poder Ejecutivo Nacional de descapitalizar al Banco de la Nación Argentina (BNA) mediante la transferencia de 15 mil millones de pesos de sus utilidades al Tesoro Nacional”.
Con esta advertencia comienza la nota que la Asociación Bancaria envió a los presidentes de todos los bloques de senadores y diputados nacionales para pedirles que deroguen el artículo 118 del proyecto de ley de presupuesto 2019 que “de ninguna manera debe ser aprobado, ya que ello causaría un grave daño no sólo al mencionado banco, sino también al país todo”.

“Desfinanciamiento”.
Al respecto, Raúl Ibáñez, secretario general de la Asociación Bancaria Seccional Santa Rosa, sostuvo que la entidad denuncia esta intención del gobierno nacional “habida cuenta de que entendemos que se estaría desfinanciando al Banco Nación”.
En diálogo con El aire de la mañana (Radio Noticias, 99.5) el dirigente señaló que la pretensión de Cambiemos “ya se ha dado en anteriores oportunidades, con el consecuente peligro que implica para una institución señera en la actividad financiera de nuestro país”.
El bancario apuntó que no es la primera vez que la actual administración nacional echa mano a los fondos de la entidad crediticia.
“No debemos olvidarnos que durante el gobierno de Carlos Menem también hubo un intento privatizador. En esa oportunidad, nuestra organización se puso al frente de la lucha y se juntaron más de 3 millones de firmas que se opusieron”.

“Un parche”.
Según Ibáñez, el Ejecutivo quiere llevar a cabo esta transferencia de activos del Banco Nación al Tesoro Nacional porque “está viendo que la economía del país no funciona y es uno de los parches que está tratando de realizar”.
En este sentido, la misiva que le hicieron llegar a los legisladores advierte que el Banco Nación ya se halla “legalmente obligado” a transferir al Tesoro Nacional el 20 por ciento de sus utilidades netas anuales, por lo que “privarlo” ahora de 15 mil millones de pesos más, “le causaría un daño enorme que mucho lo limitaría en lo que hace al cumplimiento de sus muy necesarias funciones”.

Plus patagónico.
En cuanto a los recortes incluidos en el proyecto de ley de presupuesto nacional para el año que viene, el dirigente cuestionó la intención del gobierno nacional de reducir las asignaciones familiares y modificar el plus que perciben los trabajadores y los pasivos patagónicos.
“Es una lucha muy importante que hemos llevado adelante los pampeanos. No debemos dejar de mencionar a los legisladores Antonio Berhongaray y Pedro Conchéz que en su oportunidad lograron la inclusión de La Pampa en la Patagonia”, recordó el titular de la Bancaria.
“Además, a través de la lucha que iniciamos desde nuestra organización, en 2008 logramos que se incluyera a La Pampa y al Partido de Carmen de Patagones en la percepción de este plus por parte de los pasivos. Hoy intentan reducirlo en un 20 por ciento como si hubiera jubilados de primera y de segunda”, agregó.

Privatización y despidos.
Frente a un panorama de profundización del ajuste, Ibáñez remarcó que el secretario general de la Asociación Bancaria, Sergio Palazzo, fue un “visionario” ya que con anterioridad a las elecciones de 2015 decía que “prefería discutir el Impuesto a las Ganancias con un candidato y no puestos de trabajo con el otro”.
“No quisiera ser pájaro de mal agüero pero nosotros tenemos una triste experiencia con lo que fue la década del 90 para el sector. Se produjeron cierres, privatizaciones y fusiones de bancos con la consecuente pérdida de puestos de trabajo. Ojalá no tengamos que iniciar una nueva lucha en este sentido”, manifestó.
En relación con lo anteriormente expuesto por Ibáñez, la nota de la Bancaria a los legisladores aduce que el “progresivo vaciamiento del Banco de la Nación Argentina va acotando su posición en el mercado financiero en beneficio de la banca extranjera, ampliando así la privatización y extranjerización de la banca en el marco de un amplio proceso de desregulación”.
“La actual administración nacional neoliberal, al ver que no puede cumplir con su anhelo de lisa y llanamente privatizar al BNA, lo viene degradando, privándolo de recursos, implementando así una suerte de privatización parcial y progresiva -por transferencia de negocios a la actividad privada- a lo que esta Asociación Bancaria denodadamente se opone”, continúa el documento.
“Convencidos de la necesidad de contar con un Banco de la Nación Argentina sano, fuerte y activo que genere gran beneficio para el país, le solicitamos que al momento de votar rechace Usted el mencionado artículo 118 del proyecto de presupuesto nacional 2019”, concluye la Asociación Bancaria.

“Desafortunadas medidas”
La Asociación Bancaria también mencionó otras “desafortunadas medidas” que se han ido tomando “con el fin de restringir los fondos del Banco Nación: la decisión adoptada a través de la Ley de Presupuesto 2018 de privar al BNA de otros 20 mil millones de pesos de sus ganancias; el haber obligado al BNA a suscribir varios tipos de letras con lo cual la entidad se ha visto obligada a disminuir los créditos que otorga a los sectores productivos; el haber determinado que el BNA supla el accionar del Banco Central en el mercado de cambios, comprometiendo así sus tenencias en moneda extranjera y, por último, la decisión de retirar progresivamente depósitos del sector público que se efectúan en el Banco de la Nación.