Destacaron la creación de un “biodigestor cervecero”

*Juan Bautista García

Un proyecto pampeano creado por la Consultora Ambiental “Ozono”, se destacó en la última edición del concurso Proesus, impulsado por el Programa de Emprendedores para el Desarrollo Sustentable del Ministerio de Ambiente de la Nación. El proyecto bautizado “Biodigestor Cervecero” apunta a brindar, de manera innovadora, respuesta al problema ambiental que plantean las aguas residuales de las microcervecerías. Para lograr llevar a cabo la innovación, la empresa santarroseña formó un equipo de trabajo multidisciplinario integrado por los Ingenieros en Recursos Naturales, Ezequiel Pérez Martín, Cinthia Cabrera y Julián Breser; la Licenciada en Química, Ivana Rodriguez y la Licenciada en Gestión Ambiental, Antonela Vercellino; que además trabajará conjuntamente con la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UNLPam.

Proesus es un concurso que se enfoca en destacar a los mejores proyectos sustentables de todo el país a lo largo de varias etapas de selección, entre las que sólo 15 ideas por año resultan ganadoras. La premiación del evento se realizará el 20 de noviembre en la ciudad de Buenos Aires, donde los ganadores recibirán, además del reconocimiento Proesus, financiamiento, asesoramiento técnico, difusión del emprendimiento a través de las redes del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación, la posibilidad de acceder a una ponderación diferencial en el proceso de evaluación del préstamo de honor otorgado por el Programa Fondo Semilla del Ministerio de Producción, y un espacio de trabajo; con el objetivo final de seguir dando rienda suelta a su emprendimiento.

Proyecto.

El objetivo de la Consultoría santarroseña era innovar; no sólo con servicios sino también con productos. En este sentido su gerente, Julián Breser, dialogó con LA ARENA del Campo y explicó que “comenzamos a presentarnos desde hace dos años en concursos de emprendedores sustentables –como el concurso “Innovar”, “Emprendedores Tecnológicos”, en los cuales tuvimos la posibilidad de alcanzar las instancias finales–. Esta es la tercera vez que nos presentamos en Proesus y es la primera vez alcanzamos la instancia final con este Biodigestor Cervecero”, dijo el ingeniero en Recursos Naturales.

En este sentido Breser comentó que el proyecto destinado a las microcervecerías surgió mientras trabajaban en la colocación de biodigestores domiciliarios, destinados a cuidar el agua subterránea de los acuíferos y eliminar de una manera los conocidos pozos ciegos: “después de hacer un estudio ambiental, una cervecería artesanal –a baja escala– nos propuso colocar biodigestores en su empresa y tratar los efluentes. Pero nos encontramos con que los biodigestores que nosotros colocábamos en domicilios no servían para tratar esos desechos”, contó el entrevistado y agregó que “de ahí en más nos pusimos a investigar y creamos este proyecto”.

Para lograr que el proyecto funcione el profesional indicó que “buscamos la vuelta para identificar las bacterias que se necesitan inocular dentro del biodigestor. Esta parte del proyecto la vamos a trabajar con la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UNLPam (sólo falta hacer el convenio)” destacó Breser y explicó que “la idea es identificar las bacterias en sus laboratorios y con los módulos que desarrollamos en equipo para instalar el biodigestor, inocular las bacterias para que funcione y que libere el agua sin contaminantes”.

“Ganas y esfuerzo”.

Con respecto al trabajo el entrevistado sostuvo que “estamos mostrando que con poco se puede innovar. Con ganas y esfuerzo. Ya tenemos gente que quiere comprar el equipo –el domiciliario– y también en el caso del rubro de la cervecería artesanal que busca ser diferente y no industrial. Y parte de esa diferencia es ser amigable del ambiente. Vamos de la mano de aquellos que quieren demostrar ser ‘verdes’”. “Se puede innovar sin tener grandes equipos. No somos grandes y estamos a full desde hace dos años haciendo productos sustentables. Queremos demostrar que desde La Pampa se pueden hacer cosas que lleguen a todo el país o ser exportados”, concluyó.