Ediles piden a Arrarás que mande a limpiar la ciudad

"EL ESTADO DE ABANDONO EVIDENCIA DESORGANIZACION Y APATIA"

El Concejo Deliberante de General Acha solicitó a la intendenta local, María Julia Arrarás, que, a través del área que corresponda, se realicen tareas de mantenimiento y acondicionamiento de los distintos sectores de la ciudad. En el proyecto de resolución aprobado en la última sesión ordinaria, los ediles aseguraron que tales lugares están en estado de abandono y condiciones desfavorables.
Adoptaron esa determinación debido a que existe una carencia de orden y control sobre la limpieza en los diferentes espacios públicos, como así también en aquellos de uso comercial.
Según los concejales, resulta “necesario accionar de forma inmediata con controles permanentes, rígidos y estrictos, si queremos lograr un trabajo óptimo y con resultados que reflejen limpieza, prolijidad, orden y compromiso de toda la población de General Acha”.
La iniciativa impulsada por los integrantes del cuerpo legislativo de la localidad refleja los reclamos que muchos vecinos hacen a diario porque desde el municipio no se cumple con los trabajos de limpieza y mantenimiento de los espacios públicos.

Abandono.
Aseguraron que las condiciones en las que se encuentran los diferentes sectores de la ciudad refleja visiblemente un aspecto de abandono, desorganización y apatía. Lo que, -añadieron-, deja en evidencia la falta de cumplimiento de los artículos 51, 94 y 101 de la ordenanza 76/04 “Código Regional de Faltas”.
Señalaron que si se trabaja en equipo y con personal comprometido en su labor, se puede brindar y ofrecer a la población, como así también al turista de paso, una localidad que manifieste orden, control, limpieza y organización en los diferentes espacios.
Herramientas.
“La municipalidad posee las herramientas y personal necesario para encaminar el sueño y anhelo de todos los achenses: una ciudad más ordenada, prolija, limpia y regulada. Cuando el orden y la organización se hacen presentes se puede ofrecer otro aspecto de nuestra ciudad”, afirmaron.
La iniciativa impulsada por el cuerpo deliberante refleja los reclamos que muchos vecinos hacen a diario porque desde el municipio no se cumple con los trabajos de limpieza y mantenimiento de los espacios públicos.
Más allá que existe una cuota de responsabilidad de los propios vecinos, desde la comuna tampoco se llevan a cabo tareas tendientes a mantener limpia y ordenada a la tercera ciudad más poblada de La Pampa.