El Grupo Esperanza Parkinson en Acción realizó una jornada sobre la enfermedad

El Centro Integral de Rehabilitación “REHABITA”, el Grupo Esperanza Parkinson en Acción (GEPA) y el Ministerio de Desarrollo Social del Gobierno de La Pampa organizaron una jornada sobre parkinson el pasado jueves en la sede capital de la mencionada cartera ministerial.

La actividad fue libre y gratuita para todo público y contó con las exposiciones del doctor Miguel Martín y los kinesiólogos Guillermo Lang y Franco Ronco.

Ilda Ruiz Díaz, presidenta del GEPA, habló con LA ARENA y, además de informar que el grupo cumplió cinco años de vida ayer sábado 14 de abril, comentó los comienzos de la organización, su desarrollo y las tareas que llevan a cabo.

“Yo tengo a mi hermano con Parkinson, que le agarró de muy joven y hace 5 años me dijo: ´me gustaría tener un grupo donde estar con mis pares´, y eso realmente a mi me conmovió así que junto a cuatro personas comenzamos con esta idea”, relató la mujer.

“Corpico nos prestó un lugar y estuvimos ahí un año, pero después, con mucho esfuerzo, pudimos conseguir nuestro propio espacio. Hoy hay alrededor de 52 personas que se acercan a nuestra asociación y allí tienen taller de canto, de teatro, de folklore, de manualidades, asesoramos sobre el carnet de discapacidad, tenemos un abogado, damos charlas sobre los beneficios que les corresponden a las personas discapacitadas, tenemos una psicóloga, una asistente social, es toda gente que se acerca sola”, detalló Ilda sobre la manera en que GEPA fue creciendo y agregando más opciones que les allanan el convivir cotidiano a los familiares de los pacientes de Parkinson que muchas veces no saben cómo resolver ciertas situaciones que se les presentan.

En esa dirección, la presidenta de la entidad recomienda a todas las personas que tengan un ser querido enfermo con esta patología que practiquen “ante todo la paciencia, porque primeramente se vuelven caprichosos, se esconden, no quieren que la gente los vea, entonces se debe tratar, sin exigirle, de hablarle y hacerlo salir de su casa. El familiar debe tratar que la persona enferma haga actividades según sus gustos, no hay que dejarlo que se encierre porque eso es lo peor que le puede pasar”.

“Nosotros somos el primer grupo de ayuda para pacientes de Parkinson que se formó en la provincia y varias personas de Santa Rosa me han llamado y hasta han ido a General Pico a verme para observar nuestra experiencia y conocer cómo la llevamos adelante”, finalizó Ilda, dando a entender la importancia y el alcance que posee la labor que realizan de forma desinteresada cada día.

Foto: Facebook GEPA – Grupo Esperanza Parkinson en Acción.