Inicio La Pampa El microcine del asilo

El microcine del asilo

Los «viejitos» del Hogar de Ancianos de Santa Rosa tienen, desde ayer, la posibilidad de ver las películas que alguna vez pudieron disfrutar en sus años mozos, cuando los protagonistas eran Luis Sandrini, Hugo del Carril y Tita Merello, entre otros grandes de la escena nacional. Pero obviamente también podrán ver nuevas películas, y eventos importantes como pueden ser las noches festivaleras de Jesús María, el festival del Malambo, el de Cosquín o cualquier otro que les pudiera interesar.
Un número de 24 butacas -a las que se sumaban algunos espectadores en sillas de ruedas-, ocupan el espacio que se ha dispuesto para ofrecer cine en la tradicional entidad santarroseña.
La vicepresidenta de la institución, Sandra Copes, y una de las Payamédicos que impulsaron la iniciativa -Analía-, contaron con entusiasmo que desde ahora los residentes del hogar podrán disponer de la sala especialmente dedicada al microcine, que ha sido acondicionada con butacas, y un televisor Led de 65 pulgadas. «Tenemos que pensar en un regalito para Reyes pero que no sea individual, sino para todos», propusieron las payamédicas, Analía, pero también Ana, Griselda, Patricia, Gladis y Giuliana.
«Por eso se nos ocurrió lo del microcine, porque van a poder volver a ver las viejas películas de cuando eran jóvenes; pero también si quisieran algún festival de Sandro, o de algún otro cantante conocido y que les guste. Y además seguir las noches festivaleras de los veranos en distintos escenarios del país», explicaron.

Pororó y golosinas.
La programación de ayer incluía no sólo la proyección de un video, sino que además no faltaron las golosinas y los clásicos envases de pororó, que cualquier espectador puede adquirir cuando va a una sala de cualquier cine.
Los residentes del Hogar de Ancianos -14 mujeres y 12 varones- se mostraron especialmente emocionados ante el acontecimiento, y esta vez se regocijaron del gran espectáculo que se pudo ver recientemente en el Teatro Colón, cuando estuvieron presentes los líderes mundiales en el marco del G20.
«Argentum» se denominó el espectáculo que llamó la atención de cientos de miles de personas que lo siguieron por distintas plataformas. El show fue creado por el coreógrafo Ricky Pashkus y el director del CCK Gustavo Mozzi, y apuntó a mostrar la diversidad y el talento de la Argentina de la mano de la interpretación de 84 bailarines, 75 músicos y decenas de artistas audiovisuales.
Los ancianos siguieron absortos el desarrollo que se mostraba en la amplia pantalla, mientras no dejaban de deleitarse con golosinas, jugos y… pororó.

Las colaboraciones.
Para concretar el microcine, durante los meses anteriores se puso en circulación un bono contribución «que se vendió muy bien», y permitió conseguir el dinero necesario y aún que quedara un sobrante que se invertirá en alguna nueva obra del Hogar. «Queremos destacar el aporte que nos hicieron Pablo Regúnaga, de CPEtel; y el electricista Luis Muñoz que realizó en forma gratuita toda la instalación. Pero además tenemos que destacar la colaboración de algunas empresas de construcción que siempre que precisamos dicen presente», reconocieron.
En este sentido informaron que próximamente -con el aporte de la arquitecta Marisa Sola-, que hizo el diseño y actúa de asesora, van a colocar en todo el frente del edificio ubicado en Don Bosco 13, «un alero que va a posibilitar que nadie se tenga que mojar cuando llueve y entra o sale del Hogar».

Aporte de socios.
Sandra Copes y María Elena Zandrino señalaron que el Hogar «se sostiene con el aporte de 300 socios» (procurarán sumar más adherentes), el de los familiares de los residentes; y algunos eventos que realizan cada tanto.
El lugar cuenta con doce habitaciones de cuatro camas cada una -todas tienen sobre el espaldar el timbre electrónico que los abuelitos pueden tocar en caso de alguna necesidad a cualquier hora de la noche-, servicio de cocina y comedor; lavandería, y la permanente atención de una treintena de personas que todo el tiempo se esmeran para que las instalaciones estén en perfecto estado de higiene.
Consultadas sobre si reciben alguna ayuda oficial, destacaron que cuando Oscar Jorge era el gobernador, había un aporte del gobierno «en los meses más complicados, que son aquellos en los que además de los sueldos hay que hacer frente al aguinaldo».