Inicio La Pampa El nuevo hospital

El nuevo hospital

La obra del nuevo hospital de Santa Rosa, que se construye en un terreno lindero al Lucio Molas y ocupa 26 mil metros cuadrados, avanza «con un buen ritmo de trabajo» y está previsto que esté finalizada en abril de 2021. Luego de ese plazo faltará el equipamiento y el mobiliario necesario para el centro de salud.
Gabriel Sarricouet es arquitecto y es el inspector de obra del Ministerio de Obras y Servicios Públicos de la Provincia. Ayer por la mañana estuvo en la obra, donde se organizó un recorrido con los medios de prensa para conocer de primera mano cómo evoluciona la gigantesca construcción que tiene ingreso sobre la calle Raúl B. Díaz.
Según explicó Sarricouet, «se registra un buen avance y un buen ritmo de trabajo, se están haciendo las tareas de instalaciones especiales de lo que es el edificio y queda muy poco de lo que comprende obra civil. Restan los trabajos como electricidad e instalación de artefactos» (los equipos de aire acondicionado, por ejemplo, llegan desde Japón).
«Hoy estamos dentro de los avances previstos para el contrato», dijo el profesional antes de recordar que el plazo anterior se rescindió, se hizo una nueva licitación y otra empresa, en este caso Riva (la misma que construyó el Centro Judicial), se hizo cargo de la obra.
En ese sentido, Sarricouet afirmó que a los trabajos les falta «un 42 por ciento», es decir que ya se hizo más de la mitad. «No se puede negar que los vaivenes de la economía afectaron a la obra, como a todas las obras del país y los plazos de terminación también dependerán de esto. El plazo previsto es abril de 2021. Hoy ya estamos con la colocación de aberturas, revestimientos exteriores y todo lo que es la planta alta en el edificio».

Reparaciones.
El inspector de obra aseveró también que la Provincia «cumplió con todas las determinaciones de precios» y, por lo tanto, «no ha habido problemas de ningún tipo. Como los trabajos se habían frenado luego hubo que hacer correcciones y algunas reparaciones, pero Riva cumplió con todo lo establecido y por eso no hay inconvenientes con el avance de las tareas».
La obra se licitó inicialmente bajo la gestión del ex gobernador Oscar Jorge, en 2013, y se adjudicó en febrero de 2014 a una Unión Transitoria de Empresas (UTE) que integraban Eleprint, IACO y Tecma. La fecha de terminación era para 2015 y luego pasó a 2016, hasta que finalmente se le rescindió el convenio por incumplimiento de los plazos previstos.

Mano de obra.
El nuevo hospital abarca 26 mil metros cuadrados. Tendrá tres estacionamientos para 120 autos y habrá un estacionamiento para el personal que trabaje en el centro de salud con entrada sobre la calle Filiberto. Para emergencias, los vehículos ingresarán sobre Aconcagua mientras que la entrada principal será por Raúl B. Díaz.
«Al día de la fecha ya se hizo más de la mitad de la obra. Ahora se trabaja en lo más complicado, que son las instalaciones especiales, sobre todo porque no hay mano de obra local y se tiene que traer gente de afuera. Se necesitan especialistas en cada rubro porque se trabaja en electricidad, gases médicos, instalación termomecánica, sanitaristas, colocación de artefactos, muebles», dijo Sarricouet, quien además aclaró que la obra actual «no incluye mobiliario ni equipamiento».
Otros datos que aportó el inspector de obras del Ministerio es que la empresa «tiene 114 personas trabajando, según lo declarado» y que más adelante se harán obras en las calles aledañas: se asfaltará y se construirán cordones cuneta y desagües.
¿El costo de la obra? «A números de hoy estamos hablando de 703 millones de pesos a valores de contrato, pero eso puede aumentar en función de la inflación», completó.

Habrá traslados desde el Molas
Una vez que se habilite el nuevo hospital, el Lucio Molas será “refuncionalizado”, eso quiere decir que algunos servicios y sectores pasarán al nuevo edificio mientras que otros se mantendrán en el antiguo nosocomio. Odontología y Laboratorio, por ejemplo, seguirán en el Molas, según se explicó. “Una parte del equipamiento pasará al nuevo hospital, y lo mismo sucederá con algunos de los profesionales”, señaló Sarricouet durante el recorrido que se hizo con los medios.