Inicio La Pampa Un pampeano en la Corte Interamericana de Derechos Humanos

Un pampeano en la Corte Interamericana de Derechos Humanos

"ES UNA EXPERIENCIA ENRIQUECEDORA"

El abogado Franco Catalani se encuentra en San José de Costa Rica realizando una visita profesional a la CIDH. «Esta experiencia contribuye a fortalecer el trabajo» que se está realizando «en las querellas en el juicio de la Subzona 14», indicó el letrado.

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) cuenta con la presencia del abogado pampeano Franco Catalani, quien logró acceder a esta experiencia -la segunda de su carrera- gracias a un programa de visitas profesionales que tiene el organismo. «Esta es una oportunidad que contribuye a fortalecer el trabajo» que se está realizando «el juicio de la subzona 14», aseguró el letrado, quien forma parte de las querellas del juicio de lesa humanidad que está realizando en Santa Rosa.

Desde hace más de un mes, Catalani se encuentra trabajando en San José, Costa Rica, junto a un grupo de profesionales de varios países americanos, para la Corte Interamericana. Una experiencia que, según admitió el letrado en diálogo con LA ARENA, ha sido «enriquecedora en todos los sentidos» ya que le permitió adquirir nuevas perspectivas sobre el sistema judicial y los derechos humanos.
El programa, del cual participa el pampeano, permite a los profesionales formar parte de equipos de trabajo, quienes tienen el rol de abordar diferentes casos judiciales que -por diversos motivos- debieron ser elevados a la CIDH. Actualmente, Catalani junto a otros cinco compañeros, están trabajando sobre dos importantes casos.
Esta experiencia permite a los visitadores conocer y ahondar sobre los criterios que tiene la CIHD sobre los derechos humanos y, de esta manera, incorporar las formas de trabajo para que luego sea aplicadas en el país de origen de los profesionales.

«Equipo calificado».
Catalani aseguró esta nueva experiencia es «sumamente enriquecedora» en varios sentidos ya que «primero, se aprende a trabajar con un equipo altamente calificado y con un ritmo bastante importante. Segundo, porque estás con personas que tienen distintos conocimientos y criterios del sistema jurídico y tercero porque se ve toda la trayectoria de un suceso, desde que inicia hasta que es resuelto por la CIDH, en todas sus instancias, donde podés ver todos los errores y los aciertos en un proceso que suele durar 20 años».
Por otro lado, el pampeano destacó que «la Corte ahora está implementando una política de formación del derecho a la tutela judicial efectiva, para informar a funcionarios judiciales sobre cuál es la jurisprudencia de la CIDH y evitar que se multipliquen los casos de violación de los derechos humanos» porque se incita a que se utilicen los criterios de la Corte dentro del sistema judicial de cada país.
En ese sentido, subrayó que su visita profesional a Costa Rica «contribuye a fortalecer el trabajo» que se está realizando «en las querellas en el juicio de la subzona 14» porque «nos dan otra perspectiva sobre el proceso judicial».
«Esta experiencia que se da, en simultáneo con el juicio de la subzona, nos da otra mirada sobre cómo tratar y resolver las cuestiones que se plantean dentro del juicio», precisó Catalani.

– ¿Qué cree que está aportando a la CIDH y a su equipo de trabajo?
– A mi grupo de trabajo creo que le puedo aportar mi experiencia, desde el punto de vista profesional, varias horas de audiencia y lectura de material teórico y de casos, con lo cual a uno lo lleva a afinar mucho el criterio y la capacidad de búsqueda, para definir un caso.

Corte y derechos.
Consultado sobre qué concepción tiene la CIDH respecto a los DDHH, el pampeano señaló que «la Corte tiene una larguísima jurisprudencia sobre los Derechos Humanos» y por ello «tiene criterios sólidamente establecidos» por lo cual «hay poco margen para innovar, en cuanto a elaboración judicial».
Sin embargo, destacó que «aún hoy se van elaborando cosas nuevas con respecto a otros derechos», como lo son los derechos ambientales. Además, dijo que «se ha avanzado mucho a lo que respecta a género» y «a la protección de las comunidades indígenas».
En ese sentido, explicó que dentro del organismo «se tratan todo tipo de casos, no se trata solo de casos de asesinatos, secuestros o torturas de personas, sino también hay muchos casos que tienen que ver con el derecho a la propiedad, como por ejemplo el indígena, y también, por el proceso judicial, el derecho al trabajo o a la seguridad social».