Estos son los “héroes” que rescataron a un niño de una pileta

POLICIAS QUE RESCATARON A UN NIÑO

Los policías de la Seccional Primera que rescataron a un niño de una pileta dialogaron con LA ARENA y comentaron su experiencia respecto al suceso vivido el jueves por la tarde. El cabo primero Simón Ikes y el cabo Juan Dittler participaron del rescate, junto al padre del pequeño, el cual fue hallado con los signos vitales mínimos, después de caer en una piscina.
“Recibimos un llamado a través del comando radioeléctrico de un hecho en la calle Chopin”, comentó Ikes. Cuando el personal policial acudió a la locación, el padre tenía a la criatura en brazos. “Lo pusimos en el piso de costado, y le empezamos a hacer golpecitos”, agregó. Con la ayuda de un vecino procedieron a la reanimación. “Apenas tenía los signos vitales mínimos y la cara color violeta. Le dimos palmadas hasta que vomitó bastante agua y empezó a respirar un poco mejor”, comentó el cabo primero.
Asimismo, Dittler manifestó que cuando vimos que reaccionó un poco, salí en la moto a la avenida Palacios a buscar a la ambulancia, que venía en camino y la orientó hasta el domicilio.
La ambulancia tardó tres minutos en llegar.
Respecto a la acción del rescate, los policías dijeron: “En el momento actuás, pero es algo que hubiese hecho cualquier compañero mío”. “Un vecino me ayudó a mí y otro acompañó al nene en la ambulancia”, sostuvo Ikes. El menor se encuentra fuera de peligro. “Hoy pasé por el domicilio y está bien, no le han quedado secuelas”, comentó Dittler.

Hecho
El jueves por la tarde, alrededor de las 14.50 en una vivienda de la calle Chopin, un nene de 2 años se cayó dentro de una pileta, su padre lo sacó del agua y los agentes policiales de la Seccional Primera lo reanimaron. Cuando los efectivos llegaron al lugar, le realizaron RCP. Luego, la ambulancia del Servicio de Emergencias Médicas (SEM) lo trasladó al hospital Lucio Molas, donde se le hicieron varios controles.
El menor estaba junto a su padre y a su hermano de 5 años. Al momento del incidente, el dueño de casa fue alertado por su hijo mayor de que su hermanito estaba dentro de la pileta. El niño está fuera de peligro, y lo que pudo ser una tragedia sólo fue un gran susto.