Inicio La Pampa Felicidad por el regreso de Cintia

Felicidad por el regreso de Cintia

Tras obtener dos medallas de oro en atletismo en Dubai, la winifredense Cintia Müller se reencontró este lunes en El Prado de Santa Rosa con sus compañeros de la Escuela Rincón de Todos y su entrenador, Sergio Manazzi.
La atleta regresó de los Emiratos Arabes Unidos, en donde integró la selección argentina que compitió en los Juegos Mundiales de Verano de Olimpiadas Especiales, con la participación de alrededor de 7.000 atletas, representando a 177 países.
Müller, que a la Argentina regresó el pasado sábado, fue parte del equipo nacional compuesto por 14 atletas, que regresaron con un total de 14 preseas (seis de oro, cuatro de plata y cuatro de bronce). La competencia incluyó 24 disciplinas de verano, asistieron 2.500 entrenadores, 20.000 voluntarios, 3.000 invitados de honor y 500.000 espectadores, convirtiéndose en el mayor evento deportivo internacional y humanitaria del año.
La primera medalla de oro de Müller fue en la ciudad de Dubai al imponerse en los 100 metros llanos, en la que sacó una clara diferencia en los primeros metros para cruzar la línea de llegada con 14s65, un tiempo mejor de lo esperado. A los dos días de esta victoria, Cintia volvió a ocupar el escalón más alto del podio al ganar en la prueba de salto en largo, con 3m45cm.
Cintia visitó ayer a sus compañeros junto a sus padres Nelson y Rita, quienes mostraron con orgullo la placa que le entregó a su hija la Municipalidad de Winifreda por haber obtenido dos medallas de oro en dicha competencia internacional.
Cintia acapara la atención de sus compañeros, que la observan con suma atención. Algunos pocos después de saludarla siguieron jugando el básquetbol, una práctica en la que prevalece la diversión. Cintia no puede con el genio, antes de comenzar la conversación con LA CHUECA tira y convierte un doble. Lo festejan todos, incluyendo a Manazzi, a quien se lo ve feliz por el éxito de su atleta.
«Estoy contenta, feliz por haber ganado las dos medallas», manifestó Cintia, al tiempo que agregó: «Fue mi primer viaje en avión, y al principio sentí un poco de miedo, pero después fue todo lindo. Competimos en un lugar hermoso».
La deportista aseguró que disfrutó de todo lo que vivió en Dubai, la ciudad en donde compitió atletismo y natación, el resto de las disciplinas tuvieron como escenario Abu Dabi. «En Dubai nos atendieron más que bien. Fueron días en los que además de correr la pasamos bien en toda las cosas que hicimos».
«Para nosotros es un orgullo. La placa y las medallas las pondré en un cuadro más grande en nuestra casa», dijo Nelson, quien agregó que Cintia es una apasionada por el deporte, y que además de atletismo es muy buena jugadora de fútbol.
Para Nelson que su hija practique deportes es una de las mejores cosas que le puede pasar. «También supimos acompañar a su hermana, La Rusa, que durante un buen tiempo practicó triatlón. Nos habíamos acostumbrado a viajar, y ahora tenemos a Cintia, que si fuera por ella hace todos los deportes», sostuvo Nelson.
Manazzi, por su parte, señaló: «A todos nos pone contentos lo que ella vivió y lo bien que le fue». Agregó que ahora lo más importante es que Cintia siga concurriendo a la Escuela Rincón de Todos para practicar distintas disciplinas, esperando la Liga Provincial de Fútbol especial, que arrancará en mayo.

Orgullo de Winifreda.
Cintia Müller llegó a Winifreda el pasado sábado. Fue paseada a bordo de la autobomba, acompañada por una caravana de autos festejando las dos medallas obtenidas en las Olimpiadas Especiales. La atleta fue recibida por la intendenta, Adriana García, que le entregó una placa.