Hubo cientos de casos de bronquiolitis

Hoy jueves, el ministro de Salud, Mario Kohan, dio por finalizada la actividad del Comité de Crisis de Bronquiolitis, ya que la epidemia se encuentra en una franja de seguridad. El funcionario aseguró que la crisis tuvo un total de 324 casos internados, 198 en el Lucio Molas, de los cuales 144 en Pediatría, y 54 en Terapia Pediátrica (37 en Pediatría y 17 en Neo). Mientras que en el Hospital Centeno hubo 75 pacientes, de los cuales 51 fueron asistidos por alto flujo.

“Cerramos un difícil capítulo que atravesamos en la salud pública, como fue la epidemia de bronquiolitis, que tuvo características inéditas. Esta patología no deja secuelas, los chicos se han recuperado bien”, agregó.

Kohan se refirió a que la crisis tuvo una particular característica, donde el equipo de salud tuvo la necesidad de trabajar con asistencia respiratoria mecánica a muchos pacientes. “Más de 52 en el hospital de Santa Rosa, en el Centeno -de General Pico- con 75 casos, de los cuales el 47% con asistencia. A pesar de todo, podemos decir felizmente que no se ha perdido ningún paciente. Por eso el agradecimiento al equipo de salud”, remarcó.

El anuncio se desarrolló en la Dirección de Hospital Lucio Molas, con la presencia también del ministro de Gobierno y Justicia, Daniel Bensusán; el subsecretario de Salud, Gustavo Vera; el director del Hospital, Armando Hornos, y el presidente de Comité, Julio Plás Cárdenas. Kohan agradeció en primer lugar al gobernador de la Provincia, “por darnos la posibilidad de enviar a la Cámara (Diputados) el proyecto de ley de emergencia sanitaria, a los diputados que nos votaron esa ley, que nos dio la posibilidad de dotar del equipamiento necesario para la asistencia a los niños comprometidos, y a todas las autoridades del Hospital, en especial al servicio de Pediatría y Neonatología”, destacó.

Además, puntualizó que el hospital quedó dotado con un importante equipamiento que permitirá estar en óptimas condiciones para una eventual crisis similar. “Si surge otra eventualidad de estas características podremos asistirlo rápidamente. Hoy podemos decir que estamos en una etapa de, como dice la doctora Bertone, “franja de seguridad”. Estamos cerrando el episodio del brote de bronquiolitis”, puntualizó.

Por último, el ministro dejó en claro que el equipo de salud se encuentra preparado de cara al próximo año, en el caso de una eventual crisis. “No podemos adivinar. Lo que sí tenemos es un excelente equipo de epidemiología que trabaja mancomunadamente con Nación y que están con una estrategia de seguimiento. Nosotros estamos preparados. Hace mucho tiempo alguien dijo que “la medicina es la ciencia de la incertidumbre y el arte de la probabilidad”. Nosotros trabajamos con eso, con incertidumbre y probabilidad. Esto quiere decir que la probabilidad de que ocurra siempre está, naturalmente va a ocurrir; la incertidumbre de ¿qué?, ¿cuándo? y ¿de qué forma?, no lo sabemos, pero el equipo de salud sí está preparado para recibirla”, concluyó.