Jugaba al fútbol y le sustrajeron un celular

UN SANTARROSEÑO AFRONTA CAUSA POR HURTO

Personal policial de Mauricio Mayer recuperó en la jornada de ayer, un teléfono celular que había sido sustraído a un adolescente del pueblo mientras estaba jugando al fútbol con sus amigos.
El aparato fue encontrado en el patio de una vivienda, debajo de un tendal con ropa. En el hecho quedó implicado un joven de 22 años oriundo de Santa Rosa, que reside en esta localidad y está en pareja con una joven mujer.
La investigación comenzó tras una denuncia radicada ayer después del mediodía por el docente Roberto García. El jefe de la subcomisaría de Mauricio Mayer, Fabián Fleitas, informó que el denunciante expuso que su hijo estaba con sus amigos jugando al fútbol el lunes en horas de la noche y había dejado su celular apoyado sobre un canasto de residuos.
En determinado momento, advierte que el aparato no estaba y le pregunta a una pareja que se encontraba en el lugar si lo había visto. Recibió una respuesta negativa. Previamente uno de sus amigos hizo un llamado, el celular sonó cerca de ellos e inmediatamente después la comunicación quedó fuera de servicio.

Recupero.
Los uniformados ayer a la tarde concurrieron al lugar y mientras realizaban un rastrillaje apareció una joven de 20 años quien confesó que su novio de 22 años había tomado el teléfono celular y tirado en el patio de la casa de una vecina.
Efectivamente allí estaba debajo de un tendal con ropa colgada. Los policías secuestraron el móvil telefónico y el damnificado lo reconoció como propio en la dependencia policial. El santarroseño afronta una causa judicial por “hurto”.