Inicio La Pampa La Pampa gritó por sus ríos

La Pampa gritó por sus ríos

En el marco de la semana del agua y bajo el lema “no a Portezuelo, sí al Atuel”, tuvo lugar ayer en la localidad de 25 de Mayo una imponente movilización. Autoridades nacionales, provinciales y municipales estuvieron presentes para hacer un resonante reclamo contra las políticas nacionales que despojaron a La Pampa de los ríos Atuel y Desaguadero, mientras que el río Colorado aparece bajo amenaza dadas las poco claras reglas de juego que se plantea desde Nación.
La jornada, que fue el inicio de la programación oficial de la “semana del agua”, un espacio de visualización de la problemática y reclamos de La Pampa sobre los ríos interprovinciales que corrían y hace 50 años fueron apropiados por Mendoza, fue un acto celebrado frente al edificio municipal. Allí se congregaron autoridades; dirigentes de entidades, representantes de pueblos de la cuenca, tanto de La Pampa como de Río Negro y Neuquén, y una multitud de vecinos y vecinas de la región.
Los oradores de la jornada fueron el secretario de Recursos Hídricos de la provincia, Javier Schlegel; el intendente local, Abel Abeldaño; y el representante de la Asamblea por los Ríos Pampeanos, Néstor Lastiri. Además, estuvieron presentes los diputados nacionales Sergio Ziliotto y Ariel Rauschenberger; el asesor gubernamental Juan Pablo Morisoli; legisladores provinciales, intendentes municipales de localidades vecinas, autoridades del Ente Provincial del Río Colorado, del municipio local, de la Secretaría de Recursos Hídricos y de la Asamblea por los Ríos Pampeanos.

“Nos defendemos solos”.
Javier Schlegel hizo referencia al manejo de Portezuelo del Viento en manos de Mendoza. “En la cuenca del Colorado ya hay una presa que es Casa de Piedra, y la manejan las cinco provincias que están en el organismo de cuenca. Entonces ¿por qué a Portezuelo quieren que la maneje Mendoza solamente? Esto es lo que nosotros estamos discutiendo: qué hay atrás de esta presa, lo que hay atrás es lo que nos pasa con el río Atuel, con el Salado”, explicó.
“Le vamos a transmitir a los que están arriba, que los que estamos abajo tenemos los mismos derechos, y que el agua es de todos. En esta Semana de Agua, y con este evento fortifiquémonos, entendamos que nadie nos va a defender, lo vamos a tener que hacer los pampeanos solos”, cerró.

Reivindicar derechos.
En tanto, el representante de la Asamblea por los Ríos Pampeanos, Néstor Lastiri, manifestó su oposición a la construcción de la presa Portezuelo del Viento sobre el río Grande, principal tributario del Colorado. “Nos oponemos fervientemente por la ausencia de un profundo estudio de impacto ambiental sobre toda la cuenca y, además, por la falta de sostenibilidad económica financiera y el engañoso valor de producción hidroenergética”, remarcó.
“La movilización de la Semana del Agua, junto al pueblo en Colonia 25 de Mayo, es el mejor camino para la defensa y reivindicación de nuestros derechos sobre el agua y el ambiente de la cuenca del río Colorado, en consecuencia decimos, ‘No a Portezuelo en manos de Mendoza'”, señaló.

La lucha de 25.
El intendente Abeldaño es uno de los más acérrimos defensores de la causa de Portezuelo, y ayer reiteró con firmeza su posición.”Bienvenidos al reclamo más justo que es por el agua. Estamos convencidos que lo que estamos defendiendo, es lo máximo que podemos aspirar y lo vamos a defender con uñas y dientes, porque ya sabemos lo que nos ha pasado. Los pampeanos sabemos lo que nuestros hermanos del oeste están sufriendo por más de 50 años”, afirmó.
“Pareciera que quienes tenemos derechos sobre el agua, los que estamos aguas abajo, no existimos, y nosotros vamos a demostrarle -no solamente a Mendoza-, le vamos a demostrar a toda la Nación Argentina, que La Pampa está de pie, y no se arrodilla ante nadie y menos que menos 25 de Mayo, Casa de Piedra, Gobernador Duval y La Adela”, finalizó.
Al finalizar el acto, y frente al municipio, partieron los participantes del enduro, cuatriciclos, correcaminata, mountain bike, motocicletas, cabalgata y muchos en sus automóviles. Todos transitaron el acceso por la ruta 34 y se dirigieron al puente dique “Punto Unido”, sobre el que extendieron una monumental bandera argentina en señal de reclamo por nuestros ríos y realizar un abrazo simbólico al río Colorado.