Encontraron la silla de Francesco que había desaparecido

Este miércoles desapareció la silla de Francesco y a escasas horas de publicar la noticia dieron con quien la encontró. Aún están en tratativas sobre cómo reencontrarse con ella, ya que al parecer y según informó el padre del niño, Marcos Pinedo a LA ARENA, quién la encontró vive en la localidad de Doblas.

Francesco tiene 8 años y necesita de ella para mantenerse estable, comer y poder realizar las distintas actividades. Sin la silla su vida diaria se ve altamente perjudicada.

Daniela Belcher, su madre en diálogo con LA ARENA contó: “Esta mañana alrededor de las 8:30 cuando estaba saliendo de mi casa me doy cuenta que tenía la silla de Francesco en el baúl del auto, entonces me bajo, la dejo en la entrada de nuestro barrio y comienzo a llamar a mi marido para que la busque”.

Francesco vive con su familia en el barrio Altos de Payún, ruta 35 km. 315 del Bajo Giuliani. “A las 9 recién pude comunicarme con mi marido, en ese momento el sale hasta la entrada de nuestro barrio para buscarla y no la encuentra. Ahí nos dimos cuenta que alguien la había sustraído. En un primer momento pensamos que eran nuestros vecinos que la habían guardado porque todos conocen a Francesco y saben de su dificultad, pero al comunicarnos con ellos no sabían nada”, añadió la mamá.

La silla la habían dejado a 20 metros de la cinta asfáltica. Los padres de Francesco tiempo más tarde al no encontrarla, la buscaban desesperadamente ya que es especial no solo porque es importada sino también porque está ajustada a las medidas del menor.

Cuando Francesco estaba por nacer, su mamá Denise sufrió una ruptura uterina que los dejó a los dos en estado crítico. El niño debió ser trasladado con urgencia desde Santa Rosa a Buenos Aires y Denise permaneció en terapia intensiva durante un tiempo. Como consecuencia del episodio, Francesco sufrió una asfixia que le produjo lesiones neurológicas que afectaron su motricidad y que no le permiten sostenerse de forma autónoma.