Inicio La Pampa Marino no quiere internas

Marino no quiere internas

EVITO CUESTIONAR A MACRI POR ELIMINAR EL FOFESO

El senador nacional Juan Carlos Marino (UCR-La Pampa) llamó a evitar las internas partidarias y reveló que mantiene reuniones en Santa Rosa y en General Pico «con peronistas cansados de quienes los han gobernado» para sumarlos a su proyecto político. «No soy gorila», dijo.
En el radicalismo pampeano, el actual diputado nacional Daniel Kroneberger, también tiene aspiraciones de ser candidato a gobernador. Y lo mismo le sucede al principal referente del macrismo en la provincia Carlos Mac Allister, actual secretario de Deportes de la Nación.
«Estoy convencido que tenemos que ganar el gobierno de La Pampa, puedo ser uno de los candidatos -seguramente habrá otros también- me he preparado y capacitado para eso, me siento capaz de gobernar la provincia. Tengo muchas ganas de hacerlo y con 54 años estoy en el mejor momento de mi vida para encarar este tipo de proyectos», expresó Marino en diálogo con LA ARENA. «Lo voy a seguir analizando con mi equipo y si mañana el candidato tiene que ser otro voy a estar acompañando como lo he hecho habitualmente», agregó.
Consultado sobre qué dependería una eventual declinación de su actual aspiración, respondió: «De la decisión que tomemos entre todos, esto es un colectivo muy amplio. Vengo diciendo desde hace más de tres años que tenemos que armar un gran frente electoral sin que nadie pierda identidad porque yo me moriré radical, otros peronistas, independientes, socialistas, del PRO».
«Llega el momento de buscar un instrumento que nos permita convivir a personas de diferentes extracciones políticas o de distintos pensamientos con un objetivo superador, que no es ver cómo hacemos el mal a los demás sino cómo hacemos el bien a todos; lógicamente hay que tener una gran propuesta. Los mejores candidatos los elegiremos entre todos», agregó.

-¿El instrumento sería armar la Mesa de Cambiemos en La Pampa?
-A Cambiemos hay que ampliarlo mucho más. Con este tema del desdoblamiento electoral -elecciones provinciales separadas de las nacionales- al que nos han llevado y con el cual no estoy para nada de acuerdo porque es una locura. Lo he escuchado al presidente del peronismo (pampeano, Rubén Marín) hablar de la autodeterminación de las provincias o de los pueblos, ¡miércoles! le llevó 30 años o más darse cuenta del desdoblamiento; y por otro lado dicen que (Mauricio) Macri es el peor presidente de la historia argentina, qué mejor para ellos que nosotros vayamos enganchados de Macri (si buscaría su reelección). Creo que es un capricho y los caprichos le salen plata a la sociedad. La gente tiene otras necesidades antes de ver si le adelantan o no las elecciones. Pero este desdoblamiento nos puede permitir armar un frente mucho más grande».

-¿Sumaría al Partido Socialista y al GEN?
-Y a muchos peronistas, vengo de dos reuniones con gente del peronismo: una la tuve en General Pico, la otra en Santa Rosa, con personas que se cansaron no del peronismo sino de quienes los han gobernado. Fueron encuentros muy buenos y tengo varios previstos para la próxima semana. No hay que ser gorila, hay que sumar a toda la gente que quiere una provincia diferente en 2019.

-¿Descarta entonces que en las elecciones provinciales de 2019 la UCR se presente únicamente como lista 3?
-Sí, olvidate. Quienes plantean eso tienen todo el derecho, yo me afilié al radicalismo por varias razones pero por una fundamental: la libertad para opinar, el radicalismo es un partido que apuesta a las libertades. Dentro de esa libertad de acción unos piensan de una manera y otros de otra. Me inclino por un gran frente electoral.
En este sentido, planteó la necesidad de evitar internas partidarias en el radicalismo como dentro de la alianza constituida con sus aliados del Pro Cambiemos en La Pampa. No obstante aseguró que «el radicalismo va a tener un candidato a gobernador. Hay que tomar una decisión cuanto antes, tampoco sé el método que se va a usar, pero no debería haber internas porque cuando un partido político que integra un frente va con dos candidatos y el otro partido va con uno… ya nos pasó hace poquito», en alusión a las elecciones legislativas de 2017 donde la UCR resignó un diputado nacional.

Fofeso.
Marino fue consultado sobre la decisión del gobierno nacional de eliminar -vía Decreto de Necesidad y Urgencia- el Fondo Federal Sojero (Fofeso).
«En la Argentina de hoy no hay margen para que Macri haga lo que quiera ni tampoco los gobernadores», sostuvo al tiempo que planteó que tanto el presidente como los mandatarios provinciales «deben dejar de lado la confrontación y sentarse a hablar», ante el rechazo que generó el recorte de ese fondo que distribuía entre las provincias una porción de las retenciones a la soja con el objetivo de destinarlas a obras de infraestructura.
«En La Pampa ya lo habíamos perdido en los primeros días de enero por voluntad del gobernador (Carlos) Verna, quien primero dijo que iba a firmar el Pacto Fiscal y después instruyó a sus diputados para que no lo ratificaran desde la legislatura provincial. Más allá de esto, me parece que entre los gobernadores y el presidente hay un capricho y un enfrentamiento estéril que no nos conduce a nada», dijo.
Consultado si ahora que los municipios del país no van a recibir más esos fondos para obras públicas, se va a generar más desempleo, señaló: «Hay que sentarse a hablar, si los gobernadores no se sientan con el Presidente o éste con los gobernadores estamos jodidos (sic)».

La polémica por el aborto.
El legislador pampeano votó en contra de la despenalización del aborto, en una histórica sesión en el Senado de la Nación. Adoptó esa postura luego de mantener numerosas audiencias con expositores que estaban a favor y contra del proyecto que proponía legalizar la interrupción voluntaria del embarazo (IVE) y que había conseguido media sanción de la Cámara de Diputados.
También mantuvo reuniones «con mujeres que abortaron» -dijo- aunque no especificó si esas prácticas fueron clandestinas o legales dentro de los alcances que establece el Código Penal de la Nación. El movimiento feminista nacional instó a la ciudadanía a no respaldar con el voto a los posibles candidatos que estuvieron en contra de la IVE.
Sobre este mensaje, Marino opinó: «Tienen todo el derecho a hacerlo como los que nos han llamado diciéndonos que nos van a acompañar por no haber apoyado esta ley, que no tiene amplio consenso. Cuando se debatió en Diputados, de 99 mujeres diputadas 50 votaron a favor y 49 en contra, casi un empate. En el Senado, votaron 28 senadoras, 14 a favor y 14 en contra».

-¿Tiene su conciencia tranquila?
-Claro que sí.

-¿Cuál fue su fundamento central para oponerse?
-Tuve más de 100 audiencias, 87 en La Pampa y el resto en Buenos Aires, escuché posturas de un lado y del otro, todos me trataron muy bien. Hablé con muchas mujeres que se han practicado abortos, todas coincidieron en algo: no hay aborto clandestino malo y legal bueno, nadie quiere realizarse esa práctica.

-¿Esas mujeres con las que se reunió se hicieron abortos clandestinos?
-Algunas eran mayores, otras más jóvenes, me decían ‘me lo hice acá y en Buenos Aires’, me pidieron mucha reserva y es natural que esto ocurra. Lo que determinó mi decisión fue que todas las personas que escuché se inclinaban más para que votara en contra que a favor. Saben que piden las mujeres: información, concientización, acompañamiento, educación sexual, que se hable de métodos anticonceptivos. Y hay un dato no menor: El promedio de lo que se invierte en educación sexual en las escuelas de todas las provincias argentinas da 6,80 pesos por alumno por año, es decir, nada. También me encontré con docentes en colegios y cuando les decía ‘vengo a consultarlas por el tema del aborto’ me respondían ‘pase a la dirección’, como si fuera un tema al que hay que ocultarlo. La educación sexual es fundamental.
Por último, reveló que su hija más chica estaba a favor de la despenalización del aborto. «Le dije ‘Albertina entendé que tu papá no es el senador de la familia Marino, aparte de quererte mucho toda la vida, como senador pretendo representar a toda La Pampa'».

Foro de Concejales.
Marino fue entrevistado el sábado en el comité «Clemente Salvetti» de Winifreda donde se realizó un encuentro del Foro de Concejales Radicales. Los ediles representaban a la región centro y se capacitaron en «Análisis Jurídico: Técnica Legislativa y Ley Orgánica de Municipalidades». Los capacitadores fueron Mauricio Agón, Sebastián Soncini y el concejal de General Pico y coordinador del foro, Guillermo Coppo. También asistió el presidente de la UCR pampeana, Hipólito Altolaguirre. Fueron recibidos por el edil Mario Corredera.