Obstruyen construcción de casas sociales

EDUARDO CASTEX: VECINOS ENVIARON NOTA AL CONCEJO DELIBERANTE CON ARGUMENTOS INCORRECTOS

Una decena de vecinos del barrio EPAM enviaron una nota al Concejo Deliberante de Eduardo Castex para solicitar que no se remuevan un tanque de agua que no está en funcionamiento y un monolito de reconocimiento a un vecino castense, argumentando que esos terrenos pertenecen “al barrio” que se construyó -hace unas décadas- con el programa Esfuerzo Propio y Ayuda Mutua (EPAM).
Los argumentos de los vecinos resultan erróneos -¿por intencionalidad o desconocimiento?-, pero esconderían detrás las intenciones de impedir que se construyan dos casas sociales del programa provincial “Mi Casa”.
“Cuando fueron los operarios municipales para trabajar, hubo vecinos que impidieron que se realicen las obras y están en una postura que han demorado más de un mes los trabajos de construcción de estas casas”, admitieron funcionarios comunales.

Nota con firmas.
Los pobladores del Barrio EPAM enviaron una nota al Concejo Deliberante local, que ingresó en la última sesión legislativa. Allí transmiten que pretenden “hacer notar nuestras inquietudes”, después de haber mantenidos reuniones vecinales.
En el texto transmitieron “total desacuerdo en que sea derribado el tanque de agua que se encuentra en el cruce de calles Maestros Puntanos y Pedro Lorini en el barrio EPAM Sur, como también no sea removido de su lugar de emplazamiento el monolito, en la misma dirección, que fue levantado en memoria del vecino Alfredo Hernández”.
Argumentan que el ex funcionario municipal “fue la persona que más trabajó en el proyecto para que la capilla que se encuentra en este barrio, en calle Sarmiento entre calles Pedro Lorini y Maestros Pampeanos, fuese construida”.
“Tenemos conocimiento que fueron entregados al Obispado y seguidamente al municipio estos terrenos, pero pertenecen a nuestro barrio, siendo en los períodos de las intendencias de Adolfo Sala y Livio Curto quedaron definitivamente a disposición nuestra, a cambio de los motores que tenia el tanque y abastecía a 30 familias, y fueron llevados al Polideportivo Municipal cuando no tenían con qué tirar agua y nosotros contábamos con la red (de agua potable) en nuestros hogares”, concluye el texto.

“Debate medieval”.
Los vecinos argumentan que construyeron la capilla Asunción de María, cuando en realidad se trata de una construcción que cedió la comuna ante una solicitud del vecino Alfredo Hernández, y posteriormente acondicionaron para que funcione el oratorio. Y nunca se realizaron los trámites catastrales para incorporar la capilla al patrimonio del Obispado.
Los terrenos que actualmente se autoatribuyen los vecinos serían legalmente propiedad municipal. Porque el Departamento Ejecutivo Municipal remitió el pedido de autorización para ejecutar la construcción en ese espacio, y los concejales aprobaron la ordenanza, donde también estaban incluidos los beneficiarios de las viviendas sociales del programa provincial.
“La preocupación de algunas personas sería quiénes ocuparán esas dos viviendas sociales que se construirán en terrenos municipales, porque en alguna reunión reconocieron que temen que afecte la tranquilidad del barrio, y ni siquiera quieren que instalemos juegos para un parquecito para los niños del barrio”, reconoció una fuente consultada por esta corresponsalía. “Es una postura medieval, y con ese criterio deberían vivir en un country”, agregó otro interlocutor.

Hubo dos designaciones
El intendente de esta localidad, Darío Balsa, designó a la doctora Ana Luz Portaluppi al frente del Juzgado de Faltas de Eduardo Castex, y al ingeniero Cristian Funcia como asesor en el control regulación y capacitación de la ordenanza municipal de Agroquímicos. El jefe comunal transmitió los reemplazos en la última sesión ordinaria del Concejo Deliberante local, que se llevó a cabo el pasado jueves.
En el caso de la doctora Portaluppi, reemplazará a la jueza María Elena Vara por un lapso de 30 días. Vara solicitó licencia por razones de salud. Esto provocó que, desde el lunes 5, se desempeñe en el cargo la designada por las autoridades municipales.
En el caso de Funcia, desde el mes de octubre, se incorporó al área de Medio Ambiente municipal para cumplir las tareas establecidas en la ordenanza 35/2013, más conocida por Ordenanza de Agroquímicos. Funcia reemplazará al ingeniero Román Nagel.
La funcionaria Alicia Mayor comunicó que los trabajos será el control de aplicaciones de agroquímicos en la zona periurbana, fomentar el uso de buenas prácticas agrícolas y manejo de seguro de agroquímicos, en pos de disminuir los riesgos ambientales.
También, aclaró que por cuestión de personal y disposición de vehículo, este organismo no desempeñará tareas de control de malezas en los caminos vecinales, ni desagües, porque quedarán bajo responsabilidad de la dirección de Servicios Generales municipales.