Inicio La Pampa Pantalones cortos para la Policía pampeana

Pantalones cortos para la Policía pampeana

UNIFORME DE VERANO

La Policía de La Pampa decidió implementar dos importantes modificaciones en su indumentaria. Por un lado, cambiará el color de su vestimenta: pasará del color arena, dispuesto en la última Dictadura Militar, al azul, como tienen en gran parte de las fuerzas de seguridad en el país. Por otro lado, en la temporada de verano los efectivos tendrán la posibilidad de utilizar pantalones bermudas y zapatillas.
Así lo confirmó a LA ARENA el jefe de Policía, Roberto Ayala, quien indicó que la «vestimenta de verano» ya se viene implementando para los efectivos apostados en los Puestos Camioneros -también lo utilizó el personal del Servicio de Patrullaje Policial en Bicicleta- y que ahora se implementará en toda la fuerza de seguridad. «Es complicado para el agente estar con pantalón largo y botas con 30º de calor», dijo Ayala al explicar el motivo de la modificación.
De esta manera, a partir del próximo verano, la Policía patrullará las calles y rutas de todo el interior pampeano con una vestimenta acorde a las altas temperaturas que azotan a la provincia durante los meses de diciembre, enero y febrero, principalmente. «El uniforme será una chomba, el pantalón bermuda y zapatillas», detalló Ayala.
Por otro lado, otro de los cambios que sufrió el uniforme policial fue el de color: del marrón arena pasó, que había sido implementado en la última Dictadura Militar, al azul oscuro. El cambio se hizo para unificar el color con el resto de las policías provinciales del país, ya que La Pampa era la única que no lo había hecho, explicó el funcionario

Fuga en Castex.
«Todo lo que trascendió es cierto». De esta manera, Ayala confirmó lo que tiempo atrás había publicado la prensa pampeana sobre el caso de fuga de uno de los dos detenidos por el asesinato de una mujer en Eduardo Castex y por el abuso de otra: el acusado se escapó por el ventiluz de su celda, la cual logró forzar, y fue su madre quien dio aviso a la Comisaría de que su hijo había huido de la dependencia policial local.
«Ahora el detenido se encuentra en Santa Rosa, alojado en una dependencia en la ciudad. Lo que queda saber ahora es continuar con una investigación para dilucidar si tuvo alguna ayuda o si hubo negligencia de parte de los efectivos», aclaró.

«Control y prevención».
El funcionario también comentó sobre los exámenes psicofísicos periódicos que se les realiza a los agentes, los cuales los calificó como «una herramienta prevención» para «tener un control» de cómo la actividad policial afecta a la salud los uniformados.
«El examen no es para ver si están en condiciones de portar armas, porque el aspirante a policía en el momento del ingreso pasa por un examen que lo considera en condiciones de hacerlo», remarcó Ayala, quien explicó que estos controles, más periódicos, tienen como función preservar la salud de los efectivos dentro y fuera del horario de trabajo.
Ya en declaraciones a Radio Kermés, el jefe de Policía admitió que «en algunas actividades hay una carga de stress, hay efectivos que necesariamente deben hacer el examen en forma anual, los que trabajan cuidando detenidos, el personal del GEO, sección Canes, Género, Niñez y Adolescencia. Y también los instructores y cursantes de los distintos cursos que se dictan en la escuela de especialidades, en que se hace uso de armas o técnicas de actividades físicas, o defensa personal».
Y remarcó: «Los exámenes determinan si necesitan un tratamiento. Si así se establece se dará el tratamiento, y mientras tanto será destinado a realizar tareas administrativas, no operativas, sin portación de armas hasta recuperar su equilibrio emocional para hacer las tareas con normalidad».