Inicio La Pampa "Para el establishment es un mal ejemplo", dijo Nocetti

«Para el establishment es un mal ejemplo», dijo Nocetti

EL EX TITULAR DE LA CPE CELEBRO EL PROYECTO DE EMPATEL

«Junto con los planes petroleros que tiene La Pampa, este es, quizá, el proyecto más importante que puede pergeñar la provincia. Vamos a lograr una cuasi autonomía del manejo de nuestras comunicaciones, especialmente de la telefonía celular, que es la que genera más recursos, y a su vez, vamos a poder llegar a todos los rincones de la provincia», dijo Oscar Nocetti, ex presidente de la Cooperativa Popular de Electricidad sobre el proyecto de ley para la creación de Empatel.
El dirigente no dudó en afirmar que «para el establishment es un mal ejemplo», parecido al de la provincia vecina de San Luis, años atrás, cuando decidió brindar desde el Estado Wi-Fi gratis en todo su territorio. «Igualmente, el nuestro es más amplio porque incluye la incursión en la telefonía celular», aclaró.
Nocetti dijo que para el desarrollo de Empatel será clave el conocimiento que adquirieron en la materia los legisladores nacionales por La Pampa -destacó los casos del diputado Sergio Ziliotto y la senadora Norma Durango-, más el peso específico que tiene el Estado provincial, apoyado por un conjunto de pymes y cooperativas.
«Este proyecto fue acariciado por la CPE durante muchos años, siempre creímos en él. La visita del gobernador Carlos Verna a este estudio (de CPEtv) terminó de redondear una idea que venía de ambas partes. Entonces, que esto adquiera cuerpo y se esté implantando como proyecto, habla de una relación más atenta del gobierno provincial con las cooperativas», señaló Nocetti al programa La Parte y el Todo, por CPEtv.

-¿Esto pone fin al recelo histórico entre el PJ y las cooperativas?
-No ha desaparecido el recelo que nosotros tenemos con la política y no con la provincia. Nos ha pasado hace poco con el municipio local que aceptó ceder espacios públicos a las grandes multinacionales para instalar antenas, sabiendo que las cooperativas y la Provincia estábamos trabajando en este proyecto. ¿Cómo puede ser que hayan hecho esto? Afortunadamente, el presidente de la CPE, Alfredo Carrascal, y los medios de comunicación se pusieron el tema al hombro e hicieron fracasar este intento, pero siempre está latente la posibilidad de que cambie la situación en los municipios o en la provincia y haya que empezar nuevamente a batallar.

-¿Creen que el Enacom autorizará las frecuencias para Empatel?
-Hay que ver a quién representa este gobierno nacional. Si luego de tres años y medio alguien me dice que representa los intereses del pueblo, lo miraría como a un loco. Este gobierno defiende intereses de grandes corporaciones, como el Grupo Clarín, por ejemplo. Mi experiencia me dice que es muy poco probable que este gobierno otorgue las licencias. No hay muchas posibilidades, pero sí es necesario operar para que se dé. Hay que pedirlo. Pero debemos saber que están del otro lado los grandes intereses, que se van a oponer con todo. Las grandes empresas saben que esta experiencia, de concretarse, podría ser imitada por otras provincias más grandes, como Córdoba o Santa Fe, por eso mismo lo tratarán de impedir.

-¿Cuál es el rol del Estado provincial en todo esto?
-Necesitamos de parte del Estado provincial que obtenga las frecuencias, y que tenga la generosidad de distribuirlas entre las cooperativas. De este modo podremos ser operadores reales, no virtuales. La provincia deberá concesionarla, para que las cooperativas las utilicen para desarrollar sus proyectos de telecomunicaciones.

-¿Y la infraestructura?
-Empatel, a través del Aguas del Colorado, ya tiene una inversión importante que es la red de fibra óptica sobre la cual podemos dar telefonía celular. Eso ya la provincia lo puso, lo cual no quiere decir que no haya préstamos promocionales para que las cooperativas compremos las antenas y los equipos. Primero hay que acumular capital operando en las ciudades grandes, como Santa Rosa, General Pico, y General Acha, como se hizo con los servicios de televisión y telefonía. Se arrancó el servicio por el centro de la ciudad porque había mayor densidad y desde allí, con ese recupero, se podía comenzar a invertir en las zonas menos pobladas.

-¿Cuál sería el nivel de calidad del servicio al que aspiran?
-Tendríamos que tener la misma tecnología que tiene Telefónica (Movistar). No es tan costosa si uno la tiene que mejorar en el uso, pero cuando uno tiene que adquirir la tecnología para comenzar, en un mercado dolarizado y en el que la recuperación se realiza en pesos, es un gran problema, incluso para empresas enormes como el Grupo Clarín, que hoy está con la soga al cuello. Nosotros tenemos que evitar eso, y la manera es ser prudentes, utilizando una banca de fomento, como el BLP, más los propios capitales de la cooperativa e ir desarrollando el servicio primero en áreas muy densas para luego expandirlo.