Piden respuestas sobre el trasvase de la laguna al Bajo Giuliani

El concejal Araldo Eleno (PJ) le pidió al intendente Leandro Altoalguirre que informe en que situación está la obra de derivación de agua de la Laguna Don Tomás al Bajo Giuliani.

Eleno explicó que en una recorrida por el predio del Parque Don Tomás pudo ver que hay varios caños de dimensiones importantes arrumbados al lado de la Pista de Atletismo.

“Allí decidimos pedir que se nos informe sobre esa obra que había sino encarada por el municipio en detrimento de otra acordada con el Gobierno de la provincia. De Dios Herrero continuamente se ha negado a venir al Concejo en un acto de irrespetuosidad institucional así que nos es imposible conocer de primera mano los temas de obras públicas, si es que han avanzado en alguno”, ironizó.

El edil recordó que el Gobierno provincial había comenzado con los proyectos, luego de consensuar con las autoridades municipales, de una obra de trasvase desde la Laguna Don Tomás hacia el Bajo Giuliani, que iba a demandar una inversión importante de más de 100 millones de pesos.

“Pero el municipio desistió de esta propuesta y decidió que iba a hacer una obra con una electro bomba y cañerías por debajo de la avenida Circunvalación la cual fue anunciada hace más de seis meses”, dijo.

Por ello y en razón de saber en qué se invierten los dineros de los contribuyentes “le pedimos a Altolaguirre en forma urgente que informe el estado de la obra al día de hoy, plazos de ejecución y monto de la misma. A la vez, le pedimos informe sobre el costo de los materiales y sí los mismos han sido utilizados en su totalidad ya que hemos visto los caños sin uso y nos interesa un uso eficiente de los recursos municipales y los materiales”.

Y amplió: “Creemos que los vecinos de los barrios adyacentes a la Laguna merecen conocer el estado de la obra debido a los problemas que el agua excedente ha traído y puede volver hacerlo a la zona a partir de fuertes precipitaciones”.

Por otro lado, Eleno insistió con el tema de esos caños abandonados en el Parque Don Tomás, “los cuales deben ser usados o por lo menos retirados de allí ya que el día que hicimos la recorrida había varios niños subidos allí jugando con el peligro lógico que ello conlleva y el daño que podría causar que tengan un accidente”.