“Quieren que un río sea camión regador”

DIPUTADO PATAGONICO RECHAZO AL TRASVASE DEL NEGRO AL COLORADO

La posibilidad de tomar agua del río Negro y trasvasarla al río Colorado sigue generando rechazos, principalmente en la provincia de Río Negro, donde ven a esa idea como una avance de la provincia de Buenos Aires sobre jurisdicciones patagónicas. “Quieren transformar al río Negro en el camión regador de los campos bonaerenses”, disparó un legislador rionegrino.
La idea de concretar este trasvase se ha instalado con fuerza en la región norpatagónica desde el momento en que Mendoza y la Nación avanzan a fuerza de su poderío geopolítico y alianzas electorales en la concreción de la represa Portezuelo del Viento, sobre el río Grande. Se trata de una obra que de concretarse tal como la quiere hacer Mendoza, asestará una herida mortal al río Colorado y a las áreas de influencia.
Una de las víctimas será, precisamente, el sur de la provincia de Buenos Aires, jurisdicción que en vez de exigir garantías de que su enorme área bajo riego no sufrirá las consecuencias, ha preferido activar la alternativa del trasvase Negro-Colorado, una obra contemplada en el Tratado del Río Colorado del año 1976 pero fuertemente resistida por algunas jurisdicciones por sus complicaciones técnicas y políticas.
La voz de La Pampa hace tiempo que viene resonando en contra de estas posibilidades, pero hasta ahora el resto de las jurisdicciones han mantenido posturas ambiguas en algunos casos, o bien han apoyado en la práctica la obra sin advertir los riesgos que conlleva.
Sin embargo, de a poco se levantan voces que señalan los riesgos y reclaman a sus autoridades una defensa más firme de sus recursos y sus provincias ante el avance del centralismo porteño y la prepotencia bonaerense.

“Camión regador”.
Según publicó el martes el sitio Agencia Periodística Patagónica, la voz que se sumó ahora fue la del diputado nacional Martín Doñate (FPV-PJ) quien advirtió de lo perjudicial que será para su provincia, Río Negro, concretar este trasvase. Lo hizo al trascender que el gobierno nacional y la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC) acordaron realizar un estudio que determinará los cupos de agua del río Negro que se podrían derivar hacia el río Colorado en provincia de Buenos Aires.
“El río Negro es imprescindible para la actividad productiva de nuestra provincia. De él se nutren la industria frutihortícola, agroganadera y gran parte de nuestro potencial energético”, sostuvo el legislador kirchnerista. “El gobierno de Macri que acosa a Río Negro, y a la Patagonia en general, con tarifazos impagables, con quita de derechos a pensiones y amenazas sobre el plus por zona austral para jubilados; ahora pretende robarnos el río que nos da nombre para convertirlo en el camión regador de los campos de la tan beneficiada provincia de Buenos Aires”, sentenció.
Preocupado por el avance de este proyecto cuyo primer antecedente data de tiempos de la última dictadura militar, Doñate sostuvo que “hace tiempo que vengo alertando sobre la intención de avanzar sobre nuestro río. Quiero manifestarles a todos los productores y ciudadanos rionegrinos que estoy decidido a defender con todos los mecanismos y herramientas institucionales y políticas este recurso natural que nos pertenece a los patagónicos”.

Más centralismo.
El legislador rionegrino también rechazó otro avance del poderío de Buenos Aires -tanto la ciudad como la provincia- sobre la región patagónica: “es inadmisible el centralismo con el que quieren dirimir los asuntos de nuestra región. Ahora, con la anuencia de algunos representantes de nuestra provincia, han llegado al extremo de crear una “Unión Industrial de la Patagonia Argentina (UIPA)”, con sede en Bahía Blanca. “El gobierno de Macri y Vidal pretende decidir el futuro de los patagónicos desde Buenos Aires, y lo increíble es que son acompañados por la gestión y el silencio de dirigentes que hoy ocupan cargos institucionales por el voto de los ciudadanos de Río Negro”, disparó.
“Al gobernador de la provincia (de Río Negro) le vuelvo a solicitar que se ponga al frente de la defensa de nuestro río y abandone el silencio con el que vine acompañando el avance bonaerense sobre nuestros intereses. Que no permita que seamos el patio trasero de María Eugenia Vidal”, concluyó.